TASA DE REPOSICIÓN IMPUESTA POR EL GOBIERNO

El Parque de Bomberos del Granadal podría cerrar por falta de personal

En los próximos años se jubilarán 31 bomberos, por lo que la plantilla pasará de 158 a 127 efectivos. El edil de Seguridad, Emilio Aumente, estima que haría falta duplicar el número de agentes para garantizar el cumplimento de la norma de 1,5 por cada mil habitantes 

Agentes del Cuerpo de Bomberos realizando un simulacro
Agentes del Cuerpo de Bomberos realizando un simulacro

La situación es crítica. Los dos parques de bomberos de la capital se encuentran bajo mínimos con un total de 158 bomberos, haciendo falta la incorporación de, al menos, 150 nuevos efectivos para dar cumplimiento a la norma de 1,5 agentes por cada mil habitantes. Esta situación irá a más en los dos próximos años cuando se jubilen 31 bomberos, por lo que la plantilla pasaría a contar con 127 efectivos, por lo que peligra la viabilidad de uno de los dos parques de bomberos que actualmente existen en la capital, concretamente el del Granadal.

El delegado de Seguridad Ciudadana, Emilio Aumente, lamentaba este miércoles que "nos ha cogido el toro y es que no tenemos personal", porque "de los cuatro conductores que entraron el año pasado, este año se han jubilado otros cuatro, por lo que volvemos a estar igual que hace un año". Aumente ha recordado que esta situación es debida a la limitación impuesta desde el Ministerio de Hacienda, a través de la tasa de reposición el 10% y por la cual el Consistorio no puede reponer las plazas de los agentes que se jubilan. El responsable de Bomberos y Policía Local de Córdoba, ha exigido al Gobierno que "tome medidas importantes de personal porque el listado da susto".

Duplicando plantillas

Según ha explicado, en el año 1982 se duplicaron las plantillas por lo que "las jubilaciones se van a ir produciendo en bloque" entre 2018 y 2019, por lo que "nos vamos a ver abocados a cerrar el Parque del Granadal", al no estar cumpliendo la norma de 1,5 agentes por cada 1.000 habitantes "que en el caso de bomberos harían falta mínimo lo que tenemos". 

Aumente ha hecho balance de las actuaciones llevadas a cabo por los bomberos en los dos últimos años en los que se han llevado a cabo 358 actuaciones en incendios de edificios, 874 en la vía pública y 816 en parques y zonas verdes. En este tiempo se ha invertido 860.000 euros para la compra de material y la adquisición de diversos tipos de vehículos. 

La situación de la Policía Local no difiere mucho de la de los agentes del Servicio de Extinción y Prevención de Incendios. Este cuerpo de Seguridad cuenta actualmente con 393 agentes, de los que, según Aumente, harían falta otros 100. En el año 2018 se jubilarán 56 y en 2019 lo harán otros 15, lo que supone "un total de 71 personas en los dos próximos años".

En este área se han realizado avances importantes en los dos últimos años como la adquisición de cinco coches patrulla, cuatro coches híbridos camuflados y 285 chalecos antibalas.