martes 11.05.2021

DISTRITO CENTRO

La asesoría jurídica municipal cree que Interior debe pedir a la mutua el suelo de la Comisaría de Campo Madre de Dios

La Mutualidad de Previsión Social de la Policía nacional (Mupol) tiene 1.983 metros cuadrados cedidos por el Consistorio para ejecutar allí 30 viviendas

COMISARIA 1
Comisaría de Policía en Campo Madre de Dios
La asesoría jurídica municipal cree que Interior debe pedir a la mutua el suelo de la Comisaría de Campo Madre de Dios

La asesoría jurídica del Ayuntamiento de Córdoba considera que el Ministerio del Interior debe dirigirse a la Mutualidad de Previsión Social de la Policía Nacional (Mupol), propietaria de parte del suelo donde se ubica la actual Comisaría de Policía Nacional en Campo Madre de Dios, para ponerse de acuerdo en la cesión, permuta o transmisión del mismo e iniciar, así, la construcción de las nuevas instalaciones.

Según informó Córdoba Hoy recientemente, el Gobierno central ya conocía desde hace al menos 15 años la situación real de la propiedad del suelo sobre el que se asienta el edifico, ya que Mupol instó por entonces a la Dirección General de la Policía a alcanzar un acuerdo sobre los terrenos que dicho organismo disfruta en precario. Posteriormente, la propuesta de negociación se ha repetido "en varias ocasiones", siempre sin respuesta afirmativa.

Fuentes municipales confirmaron a Europa Press esa iniciativa, en alusión a una interpretación de dicho órgano, adelantada por 'Diario Córdoba', en la que se señala que "la mutualidad es la que, en todo caso, tiene que ceder el suelo al Ministerio del Interior".

De este modo, la asesoría jurídica apunta a un "problema interno" el asunto del suelo y descarta, como en un primer momento se barajó, que el Ayuntamiento pida la reversión de ese espacio a la mutua, para a su vez cederlo al Ministerio del Interior.

Cabe recordar que el secretario de Estado de Seguridad, José Antonio Nieto, fue quien a finales de diciembre informó de los problemas que la propiedad del suelo suponían para la construcción de la nueva Comisaría, en tanto en cuanto sólo 1.630 metros cuadrados de la parcela de Campo Madre de Dios pertenecen al Estado, mientras que los 1.983 restantes fueron cedidos por el Ayuntamiento a la mutualidad en el año 1958 para la construcción de 30 viviendas junto a la sede policial.

En concreto, la mutua disponía de cinco años para levantar dichas viviendas, algo que nunca ocurrió. Precisamente, el incumplimiento del contrato llevó en un primer momento al Ayuntamiento a barajar la posibilidad de pedir la reversión de esos suelos.

En cualquier caso, tanto la alcaldesa, Isabel Ambrosio (PSOE), como el presidente de la Gerencia Municipal Urbanismo (GMU), Pedro García (IU), han ofrecido su colaboración al Ministerio y plena disposición del Ayuntamiento en este asunto.