lunes 28.09.2020
Cordoba Hoy

La pandemia en la provincia

La 'nueva normalidad' acumula 328 positivos nuevos frente a los sólo 21 de la triple desescalada

Todo lo que se había conseguido durante las tres fases de la desescalada se vino abajo coincidiendo con las fiestas celebradas el pasado 10 de julio que disparó los rebrotes
Participantes en la fiesta del Babylonia en el Autocovid de Las Setas
Participantes en la fiesta del Babylonia en el Autocovid de Las Setas
La 'nueva normalidad' acumula 328 positivos nuevos frente a los sólo 21 de la triple desescalada

¿Cómo nos estamos portando los cordobeses tras el confinamiento, las diferentes fases del desconfinamiento y la vuelta a la normalidad? Pues a tenor de los datos fríos, puros y duros no muy bien que digamos. De hecho, hay 339 casos más que cuando empezó la primera fase (según la contabilidad por test PCR) o de 492 (según la contabilidad paralela que tiene la Junta de todo lo que se consideran positivos al margen de esas pruebas).

Según los datos en manos de la Junta de Andalucía, el final del confinamiento, o lo que es lo mismo el paso a la primera fase del desconfinamiento, del 10 al 11 de mayo, llegó con 11 nuevos casos positivos, al contar el día 10 con 1.589 casos a los 1.600 del día siguiente.

Esa primera parte del desconfinamiento se acabó el día 22 de mayo, con 1.341 casos (según PCR), es decir 13 más que el día 16 de mayo, que fue el cambio de contabilidad en las notas oficiales, a partir del cual se empezarían a contabilizar los infectados sólo si habían salido positivos con ese test.

Posteriormente, se entró en la segunda fase, el día 23 de mayo, cuando había ya contabilizados 1.341 (según los PCR) o bien 1.741 (según la contabilidad propia de la Junta) casos para acabarla el día  8 de junio, con 1.349 casos acumulados (ocho más) o 1.750 (nueve más para la Administración autonómica).

La tercera fase comienza el 9 de junio con 1.349 casos y acaba el 21 de ese mismo mes, con 1.351 positivos por PCR, lo que significa dos casos nuevos únicamente, la mejor cifra de todas en lo que va de pandemia.

En total, sumando los nuevos casos de las tres fases de la desescalada hay 21 casos positivos en la provincia que se produjeron durante ese periodo del 10 de mayo al 21 de junio. Una cantidad bastante moderada teniendo en cuenta las cifras primeras de la pandemia.

A partir de ahí da comienzo la 'nueva normalidad', la bajada total de guardia, el exceso de confianza y el incremento de casos a lo loco. Para hacerse una idea, desde el día 22 de junio hasta la actualidad (hoy mismo), es decir un mes y medio aproximadamente, la cifra de personas enfermas ha aumentado en 328 individuos (PCR) o bien en 329 (la contabilidad paralela). Eso significa que la práctica totalidad de nuevos casos se ha dado en esta última fase.

El caso es que los primeros días de la 'normalidad' los cordobeses y cordobesas no nos portamos excesivamente mal. Hubo un pequeño goteo de casos individuales diarios, hasta que el 18 de julio hubo 30 casos de golpe, coincidiendo con la famosa fiesta en la sala de fiesta Babylonia que había tenido lugar ocho días antes. A partir de esa fecha el número de enfermos comenzó a subir por decenas, con 39 casos al día siguiente, 13 el día 20 o bien 11 casos el día 21.

La explosión o el pico principal llegó entre el 30 y el 31 de julio cuando se pasó de 1516 a 1.560 positivos de una tacada, lo que significa un incremento en 24 horas de 44 casos, coincidiendo también con nuevos rebrotes en el Norte y Sur de la provincia.

Y la cuenta sigue.

Comentarios