MEDIO AMBIENTE

La propietaria de la planta trata de 'asfixiar' el incendio con tierra y cenizas

El delegado de Medio Ambiente, Francisco de Paula Algar, asegura que "las deficiencias" de la planta de reciclaje en llamas "no son suficientes para clausurar"

El humo seguía saliendo esta mañana de los restos del incendio en la planta de reciclaje
El humo seguía saliendo esta mañana de los restos del incendio en la planta de reciclaje

El teniente de alcalde de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Córdoba, Emilio Aumente, ha informado hoy de que el Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento (SEIS) del Consistorio "avanza" en la extinción del incendio que se declaró el domingo en la planta privada de reciclaje de Carretera de Guadalzácar, a unos nueve kilómetros de la capital, al poder utilizar esta jornada la técnica de "sellado" de la zona "con tierra y cenizas que depositan máquinas de la empresa propietaria" de la instalación.

En una nota, Aumente ha explicado que "varias máquinas y palas de la propia empresa depositan durante esta jornada tierra y cenizas", de manera que "lo que se está realizando es el sellado de la zona para apagar lo que está incandescente, sofocar el fuego y evitar que se reaviven rescoldos".

"Actualmente, no se está utilizando agua, porque haría el efecto contrario al remover los restos y penetrar oxígeno", ha subrayado. "Entre hoy y mañana quedará prácticamente sellada, o realizada la cubrición, la montaña de acumulación de plásticos y cartones, pero el rescoldo va a estar vivo durante bastantes días", ha concretado Aumente.

El rescoldo va a permanecer vivo durante varios días más

Emilio Aumente ha detallado que "ahora se intenta sofocar por falta de oxígeno". "Hay bomberos allí las 24 horas, primero como control de lo que se está haciendo, que son actuaciones desde la parte de arriba con máquinas y con palas echando tierra y cenizas sobre la zona", ha precisado. Según el teniente de alcalde, "el plazo para su extinción no depende ahora mismo del número de personas o efectivos, sino de cómo se apaga el fuego".

Incendio 4

En este sentido, el edil ha reiterado y reconocido "el esfuerzo que realiza el SEIS, el apoyo de los efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos de la Diputación, el seguimiento y la valoración técnica del Infoca, así como la labor de todas y cada uno de los cuerpos, personas y administraciones que han apoyado y hacen posible la labor de extinción".

Entre tanto, el delegado de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio en Córdoba, Francisco de Paula Algar, ha asegurado hoy que "las deficiencias" detectadas en la inspección realizada por la Junta en 2016 en la planta privada de reciclaje que mantiene activo un incendio desde el domingo pasado, en el término de la capital cordobesa, "no son suficientes para la clausura" de las instalaciones. El responsable autonómico ha añadido que parte de esas deficiencias están aún por subsanar.

El fuego no parece tener relación directa con ls deficiencias detectadas en 2016 en la planta

En principio, según el delegado, el incendio "no tiene una relación causa efecto directa" con esas "deficiencias" y ha informado de que el fuego "ya está más reducido y el personal de la empresa está utilizando tierra y cenizas para evitar la combustión", a lo que ha añadido que "los medios aéreos actuarían si hiciera falta", tal y como sugirió el concejal de Seguridad, Emilio Aumente.

En relación a la calidad del aire, ha destacado que se está realizando "un especial seguimiento a la evolución del fuego, y de momento no ha habido ninguna superación de los umbrales para activar el protocolo establecido", por lo que ha remarcado que ahora "no existen elementos de alarma".

De hecho, Algar ha apuntado que "todos los días" se han acercado al incendio agentes de Medio Ambiente para "analizar la evolución y recabar la información necesaria", además de "comprobar que no haya habido incumplimientos posteriores a la realización de la inspección y que pudieran tener causa efecto con el incendio o ser sancionables de alguna forma", que es lo que se le está reclamando a la Administración por parte de diferentes colectivos, incluido el Consistorio cordobés

"Si hubiera algún incumplimiento o un hecho que sea susceptible de ser sancionado, se actuará por la Junta", ha afirmado con contundencia De Paula Algar.

Incendio 2

Por "deficiencias" el delegado entiende los elementos plasmados en un "informe definitivo" elaborado a principios de este año, como son "la falta de realización de muestreo de emisiones a la atmósfera; análisis incompleto de aguas residuales; falta de entrega de justificantes sobre residuos producidos; falta de inscripción de lodos de fosas sépticas".

También, ha resaltado "la superación del periodo de almacenamiento de residuos peligrosos, que no son los que la empresa tiene autorizados, sino que son los residuos peligrosos que la empresa genera con su labor"; "falta de etiquetado de algunos envases" y "deficiencia en el libro de registros de residuos peligrosos de los que producen", entre otras.

La empresa tenía permiso desde 2009 para el almacenamiento de amianto

En este sentido, Algar ha señalado que partes de las "deficiencias" están aún "en fase de subsanación", al tiempo que ha comentado que la Autorización Ambiental Integrada concedida en 2009 ya contemplaba los residuos de amianto para "ser depositados en el vertedero".

"No peligrosos"

Según ha detallado, inicialmente la instalación se concebía para "residuos de construcción y demolición", pero ante la situación del sector la empresa solicitó nuevas modificaciones de los residuos admisibles en la planta, de manera que "en 2012 se amplió la lista de residuos autorizados", entre ellos las cenizas, que, según ha aseverado, "no son peligrosos".

Mientras, ha indicado que en septiembre de 2012 se recibió una denuncia en la Delegación en la que "se ponía de manifiesto el almacenamiento de cenizas de carbón procedentes de centrales térmicas en una zona no habilitada para ello", algo que "dio lugar a un expediente sancionador".

Asimismo, el delegado de Medio Ambiente de la Junta ha apuntado que "en mayo y septiembre de este año la empresa ha planteado modificaciones en relación con la fase de ampliación inicialmente prevista", que ahora está "en estudio" por los técnicos de la Delegación Territorial.

Hay cambios por parte de la empresa respecto a la fase inicial de ampliación de la planta

Cabe resaltar que desde la Delegación Territorial de Medio Ambiente se colabora con el Ayuntamiento de Córdoba en las labores de extinción del incendio en todo aquello que esté dentro de las posibilidades y competencias de la Delegación.

Por su parte, la delegada de Medio Ambiente e Infraestructuras del Ayuntamiento, Amparo Pernichi, ha solicitado a la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía información sobre el incendio ocasionado en la planta de reciclaje, localizada en el término municipal, aproximadamente en el kilómetro 9 de la carretera A-3051 de Córdoba a Guadalcázar.

estación de calidad del aire

Pernichi ha señalado que “aunque no conocemos con detalle el tipo de materiales que están ardiendo, todo parece indicar que se trata fundamentalmente de materiales de alta inflamabilidad (plásticos, madera, cartón) los cuales están alcanzando elevadas temperaturas, circunstancias que nos generan una preocupación especial”.

El control de este tipo de actividades es competencia de la Junta

Pernichi ha querido recordar que “aunque el control de las plantas de reciclaje no está entre las competencias municipales, sí muestra su preocupación por las consecuencias que puedan generar este tipo de incendios para la salud de los cordobeses y cordobesas”. “Sabemos que la Junta ha informado que no existe riesgo para la salud en estos momentos pero queremos asegurarnos que no se verá afectada a medio y largo plazo”.

En España hubo 140 incendios en plantas de reciclaje desde 2012

Máxime cuando, según la delegada, “tenemos noticias de que en el territorio nacional se han producido alrededor de 140 incendios en plantas de reciclaje desde 2012, algunas de ellas de similares características y, en ocasiones, se ha podido comprobar que en este tipo de acontecimientos se han originado humos tóxicos con gases peligrosos para la salud humana y partículas en suspensión, entre los que se encuentran hidrocarburos aromáticos o compuestos orgánico volátiles (COV), con incidencia en vías respiratorias y mucosas, e incluso en procesos cancerígenos”.

Como los valores de calidad del aire ofrecidos públicamente por la Red de Vigilancia y Control de la Calidad del Aire de Andalucía a través de la web oficial para las diferentes estaciones en la ciudad de Córdoba (en Asomadilla, Avenida Al-Nasir o Lepanto) no permiten conocer la presencia de esos contaminantes, este Ayuntamiento ha solicitado la información disponible al respecto a la Consejería.

planta ardiendo

En este sentido, Pernichi ha informado que, entre otros asuntos, “hemos solicitado informe relativo a la incidencia de niveles de contaminantes en la ciudad originados en este incendio, que nos mantengan informados de su evolución, así como de cuantas acciones estén desarrollando en el seguimiento y corrección de la situación, incluidas posibles conclusiones en relación al origen del incendio o responsabilidades y las acciones correctoras o preventivas desarrolladas.