miércoles 30.09.2020
Cordoba Hoy

NATURALEZA

Apadrine a una gallina (en peligro de extinción)

La Asociación para la Recuperación de las razas de gallina Andaluza Antigua Moñuda y Antigua Tufona se encuentra casi sin recursos y ha lanzado esa iniciativa para tratar de recaudar fondos
Gallinas en los corrales de la asociación Arrgamyt
Gallinas en los corrales de la asociación Arrgamyt
Apadrine a una gallina (en peligro de extinción)

La Asociación para la Recuperación de las razas de gallina Andaluza Antigua Moñuda y Antigua Tufona, Arrgamyt, situada en Guadalcázar, ha puesto en marcha un proyecto de apadrinamiento de gallinas debido a la mala situación económica que atraviesa. Esta asociación lleva 13 años trabajando para la recuperación de estas razas en peligro de extinción, de las que actualmente tiene en conjunto 300 ejemplares. 

Y es que la asociación, aunque compuesta por varios socios, sobrevive fundamentalmente del dinero aportado por su fundador, Francisco Alcaide, que ha declarado que ahora mismo están en una situación extrema. Así que aquel que quiera colaborar puede aportar en principio 15 euros mensuales e ingresarlos en la cuenta detallada en el Facebook de la Arrgamyt. 

Alcaide nos presenta a ambas razas como si de modelos se tratase, y así:

"La antigua moñuda es un ave ancha, baja y fuerte, muy rústica. Las hay con moño grande y con moño pequeño. Las del grande tienen el cráneo en forma de cono, y tú ves el pollo y dices...parece un extraterrestre".

Ejemplar de gallina moñuda

"La antigua tufona se llama así en el argot del pueblo, pero es una gallina barbuda, nace con su barba, dividida en patilla y barba, las patillas están orientadas hacia atrás y la barba es un florón hacia abajo; es una gallina erguida, alta, esbelta y...muy arisca".

Gallina antigua tufona con un pollito

Tras decir muy arisca, este criador nos explica que surgen numerosos problemas de agresividad entre ellas, sobre todo cuando están mucho tiempo encerradas en los corrales, puesto que es mejor tenerlas en el campo. Incluso llegan al canibalismo, algo usual a veces en cualquier raza en cautiverio pero más común en este: "Yo las tengo en un corral y es un calvario, ahora he tenido que sacrificar dos porque se las estaban comiendo vivas". La solución ha sido sacarlas. "Como estén en un corral mucho tiempo para tenerlas más mirás...llegas un día y te encuentras unos cuantos con el culo fuera". La antigua moñuda sin embargo es más tranquila. 

El origen de la asociación

El origen de esta asociación se remonta al 2007. "Siempre me han gustado las gallinas, yo había criado esas enanitas de toda la vida, a las que llaman americanas, pero llevaba un tiempo sin ninguna. Iba dando un paseo por Villaviciosa con las primeras aguas del otoño y vi gallinas grandes con moño en una finquita de la sierra". Se trataba de ejemplares de la antigua moñuda. Entonces Alcaide rememoró que su abuela tenía también alguna. "Tenía una leve visión de aquello". El recuerdo le animó y consiguió que le vendiesen a duras penas una gallina y un gallo, pues la mujer dueña de la finca no quería. De ahí vienen todas las moñudas de hoy.

A partir de ahí, y conforme recuperaba a tal raza por esa cuestión de añoranza, en algunas exposiciones a las que llevó ejemplares los mayores del evento le indicaron que había otra gallina también de gran tamaño, la tufona, pero que se habían perdido. Finalmente corroboró con la ayuda de las abuelas del pueblo que efectivamente la raza existió y posteriormente encontró algunos reductos donde quedaban todavía ejemplares, aunque los primeros procedentes de la sierra de Córdoba, Málaga y Huelva, tuvieron que ser descartados por estar demasiado cruzados. Y es que ambas razas son las de mayor tamaño de Andalucía.

El trabajo de años

El trabajo de años requiere ahora de aportaciones económicas, pues Alcaide detalla que se ha dejado los ahorros de toda su vida en el proyecto. Y los problemas acuciantes han sobrevenido justo ahora que por ejemplo la gallina antigua moñuda está en un excelente momento, pues ha tenido que realizar una labor de depuración: "cuando se recupera una raza los colores de las plumas están mezclados, ahora estoy separando las plumas blancas, la negra, la negra moteada, la trigueña, la trigueña con blanco dominante...la raza está en una fase estupenda".

Toda esta fase de depuración se centra en gran medida en sortear los problemas derivados de la consanguinidad, por lo que el presidente de Arrgamyt tiene normalmente muchos machos en el corral, algunos muy viejos, desprendiéndose de hembras.

De esta forma se está logrando librar de la extinción a ambas razas, aunque falta cierta ayuda institucional, pues el responsable de la asociación explica que un acuerdo con el centro agropecuario de la Diputación nunca ha cuajado.

De momento todo dependerá de la ayuda desinteresada de aquellos que apadrinen a una gallina. Alcaide cuenta con enorme gracia que ayer recibió la negativa de la Casa Real para que la Princesa de Asturias apadrinase un ejemplar, ya que no puede hacer patrocinios. "Voy a escribir de nuevo para que al menos venga". Y remarca la frase con un cordobés "sipote". 

Este patrimonio avícola en peligro trata ahora de salir adelante con una particular iniciativa puesta en marcha hace apenas dos semanas y que va cuajando ya con diversos apadrinamientos desde entonces. Aunque hacen falta muchos más.

Comentarios