miércoles 28.09.2022
Cordoba Hoy

YA HAY 55 APUNTADAS EN LA PROVINCIA

Acansa llama a las familias de Córdoba a acoger niños y niñas saharauis durante dos meses de verano

Tras dos años paralizado por la pandemia, se recupera el programa 'Vacaciones en paz'
Ana Ramos, presidenta de Acansa
Ana Ramos, presidenta de Acansa
Acansa llama a las familias de Córdoba a acoger niños y niñas saharauis durante dos meses de verano

La Asociación Cordobesa de Amistad con los Niños y Niñas Saharauis (Acansa) prepara desde hace ya un mes el programa 'Vacaciones en paz' que la pandemia impidió que se llevara a cabo en los dos últimos años. La Delegación Estatal Saharaui confirmó recientemente que se retomaba el programa en España y se ha puesto en marcha la maquinaria para conseguir a familias de acogida de niños y niñas saharauis durante dos meses de verano.

"Ya hemos empezado la campaña en Andalucía de acogimiento, buscando familias para evitar a estos niños y niñas los dos meses más duros del desierto", ha explicado Ana Ramos, presidenta de Acansa, quien ha hecho un llamamiento a los cordobeses y cordobesas para que se animen a participar en una experiencia muy enriquecedora, porque "lo mucho que reciben tanto los niños y niñas como las propias familias que los acoge".

Es verdad que a lo largo de este primer mes ha habido mucho interés en la provincia y son ya 55 las familias cordobesas que se han apuntado al programa, pero la verdad es que hay que esperar hasta mayo, por lo menos, que es cuando la gente tiene sus vacaciones ya programadas y se animan más para la acogida.

La media de acogida en Córdoba en años anteriores era de 160 a 165 niños y niñas, pero "tras dos años de parón está costando un poco más arrancar, porque tenemos que empezar prácticamente de cero", señala Ramos.

Los y las menores que vendrán este años son los nacidos a partir de 2014, es decir entre los 8 y los 12 años, que es la edad límite para estar en el programa. De este modo, los hay que pueden venir hasta cuatro años con la misma familia, y a partir de ahí se crean lazos tan fuertes que el contacto no se pierde después.

Tal y como ha recordado Ana Ramos, es muy importante sacar a los niños y niñas de aquella zona en época de verano, porque las temperaturas en los campamentos pueden alcanzar los 60 grados, además de que reciben atención médica, tan necesaria, y durante esos dos meses tienen una alimentación variada. "Son lo mejores embajadores y embajadoras de su causa que hoy más que nunca necesitan de nuestro apoyo".

Para ser familia de acogida basta con contactar con las diferentes asociaciones de las provincias (Acansa en Córdoba), y los requisitos son los normales: No ser mayor de 65 años, no estar en curso en materia de adopciones y tener una casa con las condiciones higiénicas, de salud y habitabilidad adecuadas. "El resto es simplemente compartir un verano que se hace inolvidable".

Acansa.

Comentarios