sábado 17.04.2021
Cordoba Hoy

SINDICATOS

UGT y CSIF señalan la alta tasa de paro de Córdoba y CCOO avisa que sería peor sin los ERTE

La tasa de paro baja un 0,34 por ciento, situándose en el 23,75 por ciento, con 89.900 desempleados
Trabajadores agrarios con mascarillas
Trabajadores agrarios con mascarillas
UGT y CSIF señalan la alta tasa de paro de Córdoba y CCOO avisa que sería peor sin los ERTE

Los sindicatos UGT y CSIF de Córdoba han lamentado este jueves que la tasa de paro de la provincia, según los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) que ha publicado el Instituto Nacional de Estadística (INE), sigue siendo de las más altas de España, en lo que coincide, por su parte, CCOO Córdoba, si bien este sindicato cree que la situación sería aún peor de no ser por medidas como los ERTE, aprobados para afrontar las consecuencias económicas y laborales de la pandemia del Covid-19.

En concreto y según ha informado UGT Córdoba, la EPA del cuarto trimestre de 2020 deja en la provincia "cifras inaceptables", pues aunque la tasa de paro baja un 0,34 por ciento, "se sitúa en el 23,75 por ciento", con 89.900 desempleados, evidenciando que "los efectos de la pandemia se hacen notar, y mucho", ya que, "por primera vez en mucho tiempo, se destruye empleo en un época en la que se creaba bastante, por las campañas agrícolas y comerciales propias de fin de año".

De este modo y según ha señalado el secretario de Formación y Empleo de UGT Córdoba, Manuel Torralba, "a pesar del acuerdo de la prórroga de los ERTE hasta el próximo 31 de mayo, los datos de Córdoba continúan ocho puntos por encima de la media nacional en tasa de paro y casi dos por encima de la media andaluza", es decir, son unas cifras "inaceptables desde cualquier punto de vista, y no se puede culpar solo a la pandemia porque es exactamente la misma diferencia que teníamos hace un año".

A UGT le consta, además, "el cansancio de muchos autónomos y empresarios, que no están pidiendo la renovación de los ERTE porque el ritmo de las restricciones sanitarias no baja y cada vez se les acumulan más pérdidas, lo que hace que muchos de ellos estén echando el cierre de su actividad o se lo estén pensando".

Por su parte, la presidenta de CSIF Córdoba, María Dolores Navajas, ha señalado que en Córdoba "la crisis económica derivada de la pandemia se está cebando con los jóvenes, los parados de larga duración y con el sector de la hostelería y el turismo, según se desprende de los datos de la EPA", que dejan a Córdoba con "la quinta tasa de desempleo más alta de España".

Navajas, ha indicado que la mayor parte del incremento del desempleo registrado, que ha sumado 2.900 parados más respecto al anterior trimestre, "es consecuencia de los efectos en la economía de la crisis sanitaria del Covid-19, sobre todo en determinados colectivos poblacionales", como los ya indicados.

Por ello, la sindicalista ha hecho un llamamiento a las administraciones públicas para que "redoblen sus esfuerzos en los próximos meses" y adopten "las medidas que sean necesarias a fin de fomentar la actividad productiva" en la provincia, siendo "primordial que servicios públicos esenciales, como la Sanidad y la Educación, se refuercen y sean generadores de empleo" y palanca de "dinamización económica en el contexto actual, algo que por el momento no se está haciendo".

El secretario de Empleo de CCOO de Córdoba, Manuel Merino, por su lado, ha afirmado que "las medidas de protección del empleo están resultando efectivas y han logrado frenar el desempleo en la provincia de Córdoba", y aunque la subida del paro "no es una buena noticia, es importante tener en cuenta otros aspectos, como la tasa de paro, que ha bajado al 23,75 por ciento, más de un punto menos que la del primer trimestre del año, cuando se inició la pandemia".

Por ello, Merino ha abogado por la continuidad de las medidas de mantenimiento del empleo, "unas medidas que deben venir acompañadas de otras acciones de protección de las personas trabajadoras que han perdido sus empleos y que no cuentan con ninguna prestación, especialmente, los para los trabajadores autónomos".

Por otra parte, Merino ha expresado su preocupación por la situación laboral de las mujeres, pues su tasa de paro "está 8,16 puntos por encima de la de hombres y su tasa empleo es un 14,5 por ciento inferior, lo que pone de manifiesto que, como en crisis anteriores, las mujeres son las primeras que sufren las consecuencias porque sus empleos son más precarios, porque tienen más contratos temporales y a tiempo parcial que los hombres y es más barato echarlas a ellas que a ellos".

Comentarios