lunes 17.05.2021
Cordoba Hoy

LIGERA RECUPERACIÓN EN EL HOSPEDAJE

Sevillanos y malagueños para el Puente de Mayo y extranjeros para el verano

Los hoteles empiezan a nutrirse con visitantes andaluces para este fin de semana, pero los madrileños han tenido que cancelarlas, ya que Andalucía sigue cerrada
Turistas extranjeros en el entorno de la Mezquita-Catedral a finales de abril
Una pareja de turistas extranjeros se asoma a la Mezquita-Catedral por el resquicio de una de sus puertas JUAN LUIS SANZ
Sevillanos y malagueños para el Puente de Mayo y extranjeros para el verano

Si hay un barómetro realmente sensible sobre cómo está la situación en un país, ése es el de las plazas hoteleras. "Cada vez que por televisión, radio o periódicos salen malas noticias las reservas se frenan; cuando hay un poco de optimismo en el aire, empiezan a brotar". José Pallarés, director del Hotel Ayre de Córdoba sabe de esto, tras un lamentable 2020 que ha supuesto un sangrante hachazo sobre el sector, y que ahora, con sólo hablar de apertura de tránsito entre provincias y de la posibilidad de un final del Estado de Alarma el próximo 9 de mayo, "ya empieza a haber movimiento".

En su caso concreto este fin de semana mismo, el primero de libertad para los andaluces, se va a pasar del 5% de reservas hasta la fecha hasta un destacado (para las circunstancias) 45%, que se nutre especialmente de sevillanos y malagueños, mientras que se atisba algo de luz a medida que avanza el mes de mayo, con un 80% para el día 22 y algo que les sorprende incluso a ellos mismos: "Para verano ya empezamos a tener reservas de hasta un 15% de visitantes del resto de España" y eso es gracias a la piscina y su amplio espacio verder de 10.000 metros cuadrados de jardines. Para la piscina tienen incluso abonos de temporada para el cliente cordobés que se quiera refrescar en verano.

Desde septiembre de 2020 estaba cerrado el 100% de los hoteles y desde la Semana Santa abrieron en un 40 por ciento

Ayres es de los que decidió abrir el pasado 26 de marzo tras llevar cerrado desde el 15 de septiembre de 2020, y si lo ha hecho es porque está especializado en un tipo de clientela muy especial: Los eventos deportivos, debido a sus 250 plazas de vehículos y 10 de autobuses, además de su infraestructura muy bien adaptada para grupos amplios. Es, de hecho, el más elegido por los participantes del Bike Race, "y ahora vamos a tener del 7 al 9 de mayo un torneo nacional de Padel adaptado y en breve otra competición de baloncesto", ha adelantado Pallarés.

A eso se le une que, tras la debacle del pasado año, este año "estamos teniendo más comuniones que nunca porque están aocupando abril, mayo, junio y septiembre". Por el momento, con 35 comensales de media y con un límite de 50 por la pandemia, "pero estamos contando hasta seis comunines a la vez porque tenemos, precisamente, seis salones y jardines".

No obstante, este mayo va a quedar lejos de uno habitual, cuando las reservas se cubren entre el 80% en el peor de los casos, hasta el 100%. "Tenemos algunas, pocas, reservas de extranjeros y estamos notando que hay ganas de volver a Córdoba", ha señalado. Por cierto, que a modo de anécdota en el Hotel Ayre han detectado que un 5% de su clientela viaja con mascota, de ahí que se hayan adaptado a ls circunstancias: "Hemos pasado de admitir perros de 5 kilos (chihuahuas, salchichas o pomerania) hasta un máximo de 15 kilos (terrier, bulldog francés o un beagle)".

Los visitantes extranjeros, especialmente franceses y holandeses, empiezan a hacer reservas para julio y agosto"

En el Parador de La Arruzafa se ha detectado un fenómeno curioso. "Nada más anunciar las nuevas medidas el presidente de la Junta se cancelaron las reservas que teníamos desde Madrid", señalan desde recepeción. Y es que nuestros principales visitantes nacionales esperaban como agua de mayo a que Juan Manuel Moreno anunciara que la comunidad se pudiera abrir en un Puente de Mayo muy propio para que en Córdoba se bailara el chotis. "Era el 1 de Mayo, el 2 para ellos es San Isidro que se pasa al lunes y estaban con ganas de venir". Por contra, de Málaga y Sevilla "hay más reservas de las que han anulado los madrileños". No hay mal que por bien no venga.

Y aquí también se ha notado un interés de extranjeros para venir en julio, que en Córdoba no suele ser temporada alta, además de que a partir del 9 de mayo "hay bastante interés de reservar desde otros puntos del país", pero siempre han preguntado por la posibilidad de anular la reserva sin recargo, como así es, de hecho.

En Los Abetos, que también están abiertos desde el 26 de marzo, tienen calculado llegar a este fin de semana a un 60% de reservas, por el ritmo al que van (con 30% hoy). Son clientes de Málaga, Jaén y Sevilla. El director, Daniel Martínez, ha considerado que no sólo es que se haya abierto el paso entre provincias, sino también los precios que se ofertan, pese a que la primavera es la temporada alta en Córdoba. "No hay otro remedio; hemos tenido que bajar, nosotros y la media del resto de hoteles, un 40% los precios este fin de semana con respecto a un inicio de mayo normal", pasando de tirar del cliente local al andaluz y pensando en que a medida que avance mayo vendrán de Madrid, Levante y otras zonas de España.

Los precios y la facturación de 2019 no se van a recuperar hasta 2024, por lo menos, y algunos tendrán que esperar incluso a 2025

Y es que en opinión de Martínez, van a pasar años hasta recuperar las cifras de precios y facturación de 2019, año especialmente bueno para la hotelería y el hospedaje cordobés. "Muy pocos, se recuperarán en 2023, la mayoría tendrá que esperar a 2024 y habrá incluso unos cuantos que tendrán que llegar hasta 2025 para recuperarse". Hay que tener en cuenta que desde septiembre de 2020 estaban todos cerrados y desde la pasada Semana Santa están abiertos un 40% de los hoteles cordobeses, mientras que del 50% restante ahora empezarán a abrir algunos como el caso de Los Gallos, la cadena Hotusa de forma progresiva, al tiempo que otros tienen serias dudas como ocurre con el Esperia.

¿Hay optimismo con las nuevas noticias que llegan? Sin duda. "Hay que pensar que de la nada a algo, hay un abismo, y es lo que nos está pasando; poco a poco habrá más alegría y movimiento, que se incrementa con las buenas noticias, y acaban de decir que vienen otros 4 millones de vacunas", explica.

"Hay optimismo, porque de la nada a tener algo hay un abismo, y eso es lo que está pasando ahora"

"Mira, por los nombres que estoy viendo en las reservas hasta tenemos internacionales, franceses y holandeses, para julio y agosto". Pensemos que Europa al completo está de vacaciones en esas fechas, y "nosotros, con piscina y mucho espacio abierto, somos atractivos para que vengan familias de un matrimonio con dos hijos, que son los que están marcando las reservas ahora".

Córdoba empieza a desperezarse con la primavera y la flexibilidad en las medidas. Y parece que igualmente empieza a ser interesante para visitar en la época estival.

Comentarios