POLÍTICA MUNICIPAL

El PSOE critica que "el presupuesto local incumple el Reglamento de las Juntas Municipales de Distrito"

Antonio Hurtado denuncia que supone "otra de las muchas e importantes razones para rechazarlo"
Antonio Hurtado
photo_camera Antonio Hurtado

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Córdoba, Antonio Hurtado, ha criticado este martes que "otra de las muchas e importantes razones para rechazar el presupuesto municipal es que no cumple con el Reglamento de Participación Ciudadana, ni con el Reglamento de las Juntas Municipales de Distrito".

Según ha expuesto Hurtado en una rueda de prensa, "las ordenanzas y reglamentos municipales parecen no estar para cumplirse por el propio gobierno municipal, por lo que es imposible podérselo exigir a los ciudadanos".

Al respecto, ha señalado que, según lo establecido en el Reglamento de las Juntas Municipales de Distrito, "como mínimo el 15% de los recursos presupuestarios se debiesen gestionar por las Juntas Municipales de Distrito", si bien "en las partidas presupuestarias figuran créditos de la Delegación de Participación Ciudadana de 5,4 millones de euros, con una bajada del 24% respecto al año anterior", a lo que habría que "añadir la partida de Ferias y Festejos de 226.500 euros, que también tiene una bajada del 1,8%".

"Sumando todas las partidas de gasto de la Delegación y de ferias y festejos no se alcanzaría ni el 1,4% del presupuesto municipal, pero además con el agravante de que los créditos que figuran para Participación Ciudadana no se gestionan directamente por las Juntas Municipales de Distrito, sino que se hace de forma centralizada a través de la Delegación", ha explicado Hurtado.

Asimismo, ha señalado que "está previsto que mermen los recursos disponibles para los centros cívicos, en concreto con una bajada de los créditos de un 5,9%, con un presupuesto de 1,2 millones de euros".

En este sentido, el edil ha señalado que "los centros cívicos están vacíos de contenido y de servicios, pese a que el reglamento les asigna funciones de información al ciudadano, animación socio cultural, prestación de servicios sociales, educación a la participación ciudadana y al medio ambiente, promoción del deporte, ayuda al tejido asociativo, seguridad, o asistencia a desfavorecidos, entre otros, que han dejado de prestarse por falta de recursos y de interés político".

"Bellido ni escucha las demandas vecinales, ni hace a los vecinos copartícipes de la gestión municipal", ha considerado Hurtado, quien ha indicado que el alcalde, José María Bellido, "privatiza servicios y utiliza los convenios nominativos para calmar al movimiento asociativo, un modelo diametralmente opuesto al socialista".

Enmienda a la totalidad

En opinión del concejal, "el modelo de gestión municipal del PP está basado en la externalización de servicios y en los convenios nominativos para que sean terceros quienes desarrollen sus funciones y competencias", a lo que ha agregado que "es un modelo privatizador de los servicios públicos y de concentración administrativa para no atender las demandas ciudadanas a través de la participación".

El portavoz socialista ha pedido al gobierno local que "recomponga el modelo participativo que ha tenido Córdoba, que constituya las Juntas Municipales de Distrito, los Consejos de Distrito y los Consejos Sectoriales, y que haga un presupuesto que cumpla con el reglamento desconcentrando la gestión municipal".

Por ello, Hurtado ha anunciado que presentarán una enmienda a la totalidad a los presupuestos municipales para que "también cumplan con los reglamentos municipales en vigor y hagan un presupuesto de gestión desconcentrada, que apueste por un modelo de ciudad equilibrado y que haga copartícipes en la gestión de los servicios municipales a los vecinos".

Igualmente, el PSOE solicita "un presupuesto por barriadas y distritos para que el reparto de los fondos públicos sea equilibrado y compense los déficits de las barriadas en cuanto a la calidad de los servicios que reciben". "El desequilibrio social es evidente y más que preocupante, teniendo a la vez los barrios más ricos de España y cinco de los más pobres del país", ha subrayado, para apostillar que "esta desigualdad y desequilibrio es un problema que Bellido no quiere admitir y que no tiene ni interés, ni capacidad para abordar".