martes 15.06.2021
Cordoba Hoy

POR LA ACUCIANTE FALTA DE PERSONAL

La Policía Local pone sus 85 casos positivos como ejemplo del sobreesfuerzo realizado en la pandemia

El Siplb afirma que no habrá más trabajo extra hasta que no se resuelvan sus necesidades y los bomberos reclaman solventar la falta de personal y equiparar su productividad y cobrar las horas extras
Emiliano Martos, Gabriel Merchán y Miguel Martínez,a las puertas del Ayuntamiento
Emiliano Martos, Gabriel Merchán y Miguel Martínez, a las puertas del Ayuntamiento
La Policía Local pone sus 85 casos positivos como ejemplo del sobreesfuerzo realizado en la pandemia

Unos 85 agentes de la Policía Local de Córdoba han resultado infectados en lo que va de pandemia, especialmente durante la tercera ola, lo que "es un ejemplo claro de que hemos estado en primera línea, y salvando a los sanitarios que tienen el reconociendo merecido de toda la sociedad y el nuestro, hemos sido de los servicios en pandemia que más contagios hemos sufrido", según ha indicado hoy Miguel Martínez, secretario provincial del Sindicato Independiente de Policía Local y Bomberos (Siplb) en el Ayuntamiento de Córdoba como ejemplo del "sobreesfuerzo que hemos estado realizando por razones de necesidad del servicio".

A cambio, hay que resaltar que desde que han recibido la primera dosis de la vacuna no se han vuelto a producir contagios, pero "ese trabajo nos está suponiendo a la plantilla una pérdida económica y de derechos que es totalmente injusto", por lo que el representante sindical ya ha dejado claro que "mientras no se solucionen los problemas que todavía arrastramos no se les puede pedir más esfuerzo a esta plantilla", en relación a los servicios que se cubren con productividad, como va a ser el caso, por ejemplo, del parque de aracciones en El Arenal.

Y es que la plantilla continúa prácticamente en la misma situación que hace seis meses. "No avanzamos en nada; se nos siguen debiendo los mismos atrasos y la última noticia que teníamos del acuerdo sobre el 0,3% era que con la aprobación de los Presupuestos de 2021 se iba a solucionar el problema, pero no tenemos constancia de que sea así", ha puntualizado Martínez.

Es más, a eso hay que añadir que otro concepto retributivo que venían cobrando desde hace ya bastantes años y estaba reflejado en el convenio de la casa "nos hemos encontrado con una nueva interpretación sin consultar con las secciones sindicales y se nos merma unas cantidades económicas que eran normales percibir desde tiempo atrás". Se trata de la cobertura en seguridad de los eventos de Semana Santa y Feria, y aunque este año no se han producido salidas de imñágenes a la calle, sí que ha habido actividades en los templos "y los compañeros han tenido que estar presentes".

Además, los domingos y festivos se modifican en el convenio el abono por una jornada habitual de trabajo, si bien se ha estimado de forma unilateral que se dieran por horas. "Cuando prolongamos la jornada de trabajo a los demás trabajadores del Ayuntamiento se les propone la posibilidad de compensarlo económicamente o en tiempo de descanso, pero a policías y bomberos no se nos da esa posibilidad ni se nos contesta sobre cómo se puede resolver ese punto", ha añadido el representante sindical.

Según Martínez, si las circunstancias fueran otras, "las secciones sindicales que reivindicamos y reclamamos que se solucionen estos problemas seríamos los primeros en apoyar que se hicieran productividades que en la Policía Local desde 2014 viene solventando la falta de plantilla", ha reconocido Martínez.

El caso de los bomberos del SEIS

De igual modo, Gabriel Merchán Moñux, secretario general del Sindicato Andaluz de Bomberos (SAB) en Córdoba, ha desvelado que en las diferentes reuniones que están teniendo con el Ayuntamiento "siempre reclamamos la situación tan grave que venimos padeciendo desde hace 20 años", y a día de hoy, "por más que hacemos hincapié en todo lo que solicitamos y creemos que nos corresponde, de momento, nada; va todo muy lento, muy lento, como nos dicen, pero a cambio nuestro trabajo es siempre de emergencia".

En estas circunstancias, el portavoz de los trabajadores del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento (SEIS) ha indicado que les gustaría tener claro que el acuerdo sobre el 0,3% firmado desde 2018 y con todos los informes que tienen favorables "sería conveniente que se pusiesen a ello y que las plantillas de ambos cuerpos que estuvimos al frente en la pandemia nos veamos mínimamente recompensados",

De igual modo, los bomberos se encuentran a la espera de una comisión paritaria reclamada desde primeros de marzo pasado para equiparar su productividad a la de la Policía Local, de modo que sea una herramienta en manos del jefe del servicio para solucionar la falta acuciante de personal. "A día de hoy cobramos menos que la Policía echando más horas", indica.

Otro punto son las horas extras. "Hay compañeros que han echado guardias por necesidad de personal sin percibir nada desde hace un año y medio o dos años, y tenemos un expediente muy extenso con personas que han hecho incluso ocho guardias por necesidades del servicio".

En el caso del SEIS existen unos mínimos de personal prefijados para una ciudadanía que se han quedado claramente obsoletos, porque la población ha crecido y siguen igual. Hay ciudades como Granada que tiene unos mínimos prefijados muchos más amplios siendo similar a Córdoba en tamaño. "Lo suyo es mirar para adelante y tener mucho más personal y cubrir con garantías todos los servicios, porque ahora mismo ni nos podemos dar de baja ni solicitar asuntos propios por necesidad de servicio". Una situación que se agrava con el hecho de que tras la última oposición, siguen sin cubrirse plazas, pese a las necvesidades que hay, ni se ha generado siquiera una bolsa a futuro.

Por lo pronto, ambas plantillas estarán mañana a las puertas del Ayuntamiento haciendo notar su malestar mientras dura el Pleno ordionario correspondiente a mayo.