lunes 23.05.2022
Cordoba Hoy

VOLUNTARIADO

Plataforma del Voluntariado: más de mil asesoramientos este curso

También ha atendido desde el pasado septiembre dentro de sus labores informativas a unas 320 personas que querían ser voluntarias
Plataforma voluntariado de Córdoba
Pilar Pineda (Pta.), María Pineda, Óscar Contesa e Inma Jiménez, de la Plataforma del Voluntariado de Córdoba
Plataforma del Voluntariado: más de mil asesoramientos este curso

La Plataforma del Voluntariado de Córdoba ha tenido más de 320 consultas y ha realizado más de un millar de asesoramientos a entidades desde el pasado mes de septiembre. Las consultas son labores de información de tipo personal a quien desea ser voluntario. Los asesoramientos a entidades están fundamentalmente relacionados con la legislación, contratos, vinculación legal y seguros que han de tener los voluntarios de una determinada asociación o fundación. Estos trabajos altruistas están estrictamente regulados por la Ley Andaluza del Voluntariado, promulgada en mayo de 2018, que sustituyó a la anterior de mayo de 2001.

La Plataforma del Voluntariado cumple 20 años en este 2019. Está compuesta por 67 entidades sin ánimo de lucro registradas formalmente como tales, pues son las únicas organizaciones que pueden tener voluntarios de forma legal. Las empresas no pueden contar con voluntarios pero sí participar -mediante los pertinentes acuerdos con organizaciones relacionadas con el voluntariado- en actividades de promoción de dicho voluntariado. Se trata por tanto de un ámbito controlado y restringido para evitar excesos o abusos. 

La directora de la plataforma, Pilar Pineda, ha explicado que no existe un perfil concreto del voluntario en Córdoba, puesto que además las edades son muy diversas al reconocer la ley el derecho a ser voluntario con 16 años, pero sí dos áreas de interés que predominan sobre las demás: la infancia y el sector socio-sanitario. "En el segundo caso muchas veces son personas que han tenido una enfermedad o alguno de sus familiares y quieren de alguna forma devolver a la sociedad lo que han aprendido y lo que han recibido de otras personas", ha detallado Pineda.

La labor de la plataforma se centra en dos ámbitos fundamentales. Por una parte en el trabajo con las asociaciones miembro (aunque también trabajan para algunas que no lo son si lo solicitan). Ahí se ocupan sobre todo del aspecto formal, es decir, de que los voluntarios cuenten con el contrato que exige la ley y su seguro mediante labores orientativas: "entendemos además que los voluntarios deberían recibir formación por parte de las asociaciones, también tener un proceso de acogida en ella cuando lleguen, para sentirse integrados, y otro de seguimiento; incluso intentamos que los voluntarios sean parte importante de las entidades en las que estén y participen en ellas, no sólo que hagan su acción de voluntariado y se vayan", ha añadido la presidenta. "En ese sentido ya tenemos cursos de formación de 100 horas preparados para los responsables de los voluntarios". El otro pilar de la plataforma está en el encauzamiento de la persona que desea ser voluntario hacia la entidad adecuada, algo que depende no sólo de los deseos de unos y las necesidades de las otras, sino de cuestiones muy realistas como horarios, tiempos concretos, capacidades, aptitudes. El abanico de posibilidades con 67 entidades muy distintas abre además caminos insospechados a muchos de estos potenciales voluntarios, que ven de pronto que pueden prestar su labor altruista en campos que desconocían. 

"Con respecto a la entidad, el voluntariado lo que nunca puede hacer es sustituir a la mano de obra, a su vez el voluntario no puede recibir gratificación ni económica ni en especie", ha explicado Pineda. El trabajo voluntario se puede hacer en cualquier parcela, no es necesariamente asistencial. Cualquiera, por ejemplo, puede aplicar su trabajo cotidiano, con el que se gana la vida, a una labor voluntaria en su tiempo libre en una asociación sin ánimo de lucro. La presidenta de la plataforma ha hecho hincapié en este punto porque recientemente se ha suscitado un amplio debate en su campo sobre si los psicólogos podían ejercer de psicólogos voluntarios. En efecto, cualquiera puede trabajar como voluntario si se adecua a las condiciones de esta acción en todo tipo de parcelas.

La plataforma cuenta con una especie de bolsa de voluntariado con la gente que quiere ser voluntaria, "a la que a la vez traspasamos las necesidades, por ejemplo, si una determinada asociación necesita profesor de inglés durante unas determinadas horas para los niños de las Palmeras", ha añadido Pineda. De esa forma se van estableciendo contactos entre el posible voluntario y la organización que lo requiere para una labor ya muy concreta.

Con motivo de sus dos décadas de andadura, la Plataforma del Voluntariado de Córdoba organizará una exposición de fotografías en septiembre, con la participación de reconocidos artistas, además de dos cursos de formación junto a la Fundación Cajasol, uno para voluntarios y otro para las propias organizaciones sin ánimo de lucro. Recientemente renovaron además su página web.

Comentarios