miércoles 25.11.2020

Solidaridad y sanidad

El niño de Guinea Bissau operado de corazón en el Reina Sofía de Córdoba se recupera en la UCI pediátrica

Según un convenio de colaboración que tienen suscrito Infancia Solidaria y el Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba

La llegada de Veladmir a España
La llegada de Veladmir a España
El niño de Guinea Bissau operado de corazón en el Reina Sofía de Córdoba se recupera en la UCI pediátrica

Veladmir, el niño de cuatro años llegado a Córdoba desde Guinea Bissau para ser operado este lunes en el Hospital Universitario Reina Sofía de la cardiopatía que padece, se encuentra ya en la UCI pediátrica, para su recuperación, tras haber sido intervenido durante varias horas.

Así lo ha destacado, en declaraciones a Europa Press el coordinador en Andalucía de Infancia Solidaria, Ángel Parejo, quien ha explicado que los cirujanos que han tomado parte en la operación a la que ha sido sometido el pequeño "han salido contentos", aunque ahora "hay que ver cómo evoluciona en el postoperatorio".

Precisamente, en la confianza de la buena evolución de Veladmir, Infancia Solidaria, la ONG que ha hecho posible su llegada a Córdoba, para ser intervenido de una "grave cardiopatía que es imposible de corregir en su país", pide ahora ayuda para que, una vez reciba el alta hospitalaria y durante su posterior recuperación y tratamiento, el menor y su madre tengan en Córdoba un domicilio de acogida.

Así lo dicho a Europa Press, por su parte, la coordinadora de voluntarios de Infancia Solidaria en Andalucía, Araceli Delgado, quien ha señalado que el niño y su madre "habrán de permanecer en Córdoba durante algunas semanas", tras recibir Veladmir el alta del hospital, para el proceso de recuperación tras la intervención quirúrgica y que requerirá visitas periódicas al hospital.

El convenio de colaboración que tienen suscrito Infancia Solidaria y el Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, renovado el pasado marzo, es el que ha permitido que este niño de Guinea Bissau haya sido ya intervenido, mientras que su llegada a la ciudad andaluza ha sido posible gracias a la Cofradía de María Santísima de la Soledad de Lucena (Córdoba), que ha ayudado a apadrinar su viaje.

Comentarios