viernes 27.11.2020
Cordoba Hoy

de la mano de Faecta

Nace en Córdoba el colegio Waldorf, la primera cooperativa mixta andaluza educativa

Sus principios son: Interés colectivo por encima del individual, distribución en lugar de la acumulación, sostenibilidad en lugar del crecimiento y cogestión en lugar de la representación

Cooperativa Waldorf en Córdoba
Cooperativa Waldorf en Córdoba
Nace en Córdoba el colegio Waldorf, la primera cooperativa mixta andaluza educativa

Con el asesoramiento de la Federación Andaluza de Empresas Cooperativas de Trabajo (Faecta), el Colegio Internacional Waldorf Córdoba se ha convertido en la primera iniciativa educativa andaluza gestionada a través de una cooperativa mixta de interés social sin ánimo del lucro.

Esta es, según ha informado el citado colegio, la fórmula empresarial, respaldada por la Ley de Cooperativas Andaluzas, que se ha elegido para gestionar la capital cordobesa el citado Colegio Internacional Waldorf, nacido en 2012 "como asociación sin ánimo de lucro del sueño de un grupo de familias preocupadas por dar a la infancia una educación hacia la libertad, basada en la pedagogía Waldorf".

Tras una trayectoria de casi siete años y un gran crecimiento en el número de familias involucradas en el proyecto, Waldorf Córdoba, de la mano de Faecta, se ha constituido como cooperativa mixta de interés social sin ánimo de lucro, lo que quiere decir que impulsan el proyecto, tanto familias, como maestros, en el aspecto económico y participativo.

Los principios fundamentales que rigen la cooperativa son "el interés colectivo está por encima del interés individual, la distribución en lugar de la acumulación, la sostenibilidad en lugar del crecimiento, la cogestión en lugar de la representación".

Las principales figuras de la cooperativa son los socios trabajadores (maestros), los socios inversores (cualquier persona que quiera invertir en la escuela), los socios usuarios (familias que acuden a la escuela y disfrutan de los beneficios), los socios colaboradores (cualquier persona que quiera colaborar voluntariamente) y los socios temporales (personal contratado temporalmente por la cooperativa).

Las características de esta cooperativa responden a un minucioso estudio sobre la prolongación de unos principios pedagógicos, cuya esencia se mantiene bajo el paraguas de esta forma jurídica. Gracias a las aportaciones de las personas socias usuarias, trabajadoras e inversoras, la cooperativa tiene una solidez financiera y un respaldo económico únicos en este tipo de proyectos.

El objetivo social de la cooperativa es "contribuir con la protección de la infancia y la juventud a través de la implementación de la pedagogía Waldorf, que toma como punto de partida sus necesidades vitales y está basada en el respeto al alumnado y en su desarrollo natural en los ámbitos corporal, cognitivo y emocional, situando al alumnado en todo momento como centro del currículo".

Para ello se toman como principios fundamentales la "educación activa e inclusiva, partiendo de la emoción y aprendiendo desde la experimentación", de forma que el alumno "es protagonista de su propio aprendizaje y es educado para los retos de la sociedad y la vida".

Comentarios