martes 25.01.2022
Cordoba Hoy

EDUCACIÓN

Junta y Ayuntamiento buscan el lugar adecuado para edificar la nueva residencia escolar

La delegada de Educación, Inmaculada Troncoso, ha visitado la residencia escolar La Aduana
colegio aduana
La Aduana
Junta y Ayuntamiento buscan el lugar adecuado para edificar la nueva residencia escolar

En su visita a la Residencia Escolar La Aduana, que cuenta con 226 alumnos y 54 trabajadores, la delegada de Educación, Inmaculada Troncoso, ha señalado que la construcción de una nueva residencia ya está programada dentro del Plan de Infraestructuras de la Agencia Pública de Educación Andaluza, perteneciente a la Consejería de Educación y Deporte, por un importe de cinco millones de euros. En estos momentos, "estamos manteniendo contactos con el Ayuntamiento de Córdoba para encontrar el espacio más adecuado para su edificación".

La responsable de Educación ha recalcado que "las residencias escolares existentes son centros públicos que acogen en régimen de familia sustitutoria a aquellos alumnos que cursan estudios postobligatorios fuera de su lugar de origen".

Es decir, se trata de alumnado matriculado en centros públicos o privados concertados para estudiar Bachilleratos, Ciclos Formativos de Grado Medio y Grado Superior y "aquellos otros de enseñanzas obligatorias cuyas situaciones personales o familiares así lo aconsejen"; también matriculados en centros públicos o privados concertados para estudiar Educación Primaria Obligatoria, Educación Secundaria Obligatoria y Formación Profesional Básica.

Córdoba cuenta con seis residencias escolares públicas; una en la capital y cinco más en la provincia (Baena, Cabra, Cardeña, Lucena y Priego de Córdoba), y con más 630 estudiantes, en edades comprendidas entre los 6 y los 18 años, en la educación obligatoria, y, entre los 16 a los 21 años, en la educación postobligatoria.

Según ha indicado la Administración autonómica, Troncoso ha manifestado que los cambios sociales y del sistema educativo que se han producido en los últimos años han demandado que las residencias escolares "pasen de desempeñar exclusivamente una función compensadora e integradora, a realizar funciones que favorecen la igualdad de oportunidades y la equidad en la educación".

En este sentido, la delegada de Educación ha señalado que las residencias "facilitan el acceso a estudios obligatorios y postobligatoria al alumnado que, por cuestiones socioeconómicas, por pertenecer a núcleos de población rural diseminados, o por cualquier otra circunstancia familiar, tienen difícil la continuidad en dichos estudios, además de posibilitar la atención de aquel alumnado que tiene dificultades para acceder a los distintos niveles educativos, por carecer de esa oferta educativa en su lugar de origen".

Troncoso ha afirmado que el servicio que prestan las residencias escolares comprende "no solo el alojamiento del alumnado, sino también su alimentación (desayunos, almuerzos y cenas), apoyo al estudio y talleres, así como actividades escolares para consolidar su aprendizaje".

 

 

Comentarios