viernes 07.05.2021
Cordoba Hoy

LLEGADA DE MARÍA LUISA GÓMEZ CALERO

La oposición al completo se lanza a la yugular del cogobierno por la "compra" de la nueva edil

IU y Podemos la acusan de haberse vendido por dinero y por una delegación "que ni existe"
Pedro García esgrime el informe de María Luisa Gómez Calero al dimitir como gerente del Imdeco
Pedro García esgrime el informe de María Luisa Gómez Calero al dimitir como gerente del Imdeco
La oposición al completo se lanza a la yugular del cogobierno por la "compra" de la nueva edil

El portavoz de IU y el concejal de Podemos Córdoba en el Ayuntamiento de Córdoba, Pedro García y Juan Alcántara, respectivamente, han criticado este martes "la última compra de un cargo público" por "la derecha" con la edil María Luisa Gómez Calero al entrar a "formar parte de Cs" con "una delegación que no existe, la de Casco Histórico, y que ha cogido por dinero", de modo que han cuestionado "el pacto de silencio" que consideran que hay.

En una rueda de prensa conjunta, García ha tildado la situación de "esperpéntica", porque, según ha señalado, "en menos de dos años de gobierno han batido todos los récord desagradables que se pueden batir en un ayuntamiento que durante 40 años no está acostumbrado a estas cosas".

Para él, "no es cómodo que cada dos semanas haya que venir a hablar de comisiones de investigación o de dimisión de concejalas porque se quedan con el dinero", entre otros aspectos sobre "situaciones que no tienen nada que ver con la gestión diaria de un modelo de ciudad", ha subrayado, criticando que la primera teniente de alcalde, Isabel Albás (Cs), "que es incapaz de distinguir entre dos tipos de presupuestos, vaya a llevar cuatro delegaciones".

En palabras del portavoz de IU, "estamos ante la última compra de un cargo público", porque, según él, "esto parece una subasta diaria en la derecha de lo que supone lo peor de la gestión de la política". También, ha remarcado que "es la derecha la que lo ha explosionado todo, empezando por Murcia, pasando por Madrid y de camino ya se para en Córdoba". Así, ha dicho que le "preocupa la estabilidad política que necesita la ciudad" y ha reprochado que "no hay gestión diaria".

IU y Ganemos Córdoba en una rueda de prensa conjunta

Ha lamentado que Gómez Calero haya "aceptado esta barbaridad", porque "ella entra en el grupo de Cs y forma parte de la disciplina de Cs", advirtiendo de que "no se va al grupo de no adscritos porque se le puede declarar tránsfuga, porque no está claro si puede tener delegaciones, ni si puede tener un salario y un largo proceso de inconvenientes que hacen que es más fácil decir que es de Ciudadanos, pero independiente", a lo que ha apostillado que "ha cogido una delegación que no existe por un salario".

Y ha aseverado que "este equipo de gobierno de PP y Cs está abocando a la ciudad al desatre, la corrupción, el oscurantismo, la falta de transparencia y todo lo malo que uno pueda definir de la política", así como "al ascenso de la ultraderecha por la ineptitud absoluta del alcalde y de su equipo de gobierno", ha manifestado, para insistir en "no es el último capítulo que vamos a ver antes del final del mandato" y destacando que todo esto está teniendo lugar en mitad de una pandemia mundial que ha generado una crisis social y económica de primer orden.

"Otro nuevo escándalo"

Mientras, Alcántara ha dicho que ésto es "otro nuevo escándalo de Bellido y el gobierno local de derechas, que cada día avergüenza más", al tiempo que ha cuestionado "cuál es el precio de la dignidad y del silencio para este gobierno del PP y Cs". "¿Hasta dónde llega el pacto de silencio, a los tribunales, al cierre de comisiones de investigación o desvirtuarlas completamente con un silencio -en relación a la del Imdeco-?", se ha preguntado el edil.

A su juicio, "si no dimite, ni cesan a Manuel Torrejimeno (Cs), hay un doble pacto de silencio", al tiempo que ha planteado "qué tiene que decir la dirección nacional de Ciudadanos, que formalizó la expulsión de María Luisa Gómez en octubre". Y ha apuntado que si "la situación del Imdeco va a dejar de ser para Gómez una situación catastrófica, como ella misma definió", así como que "si lo que lo que le hizo dimitir ya no tiene sentido". En su opinión, "Cs está en un proceso de demolición interno en el que el PP no hace más que meterle dinamita".

En otro orden de cosas, Podemos ha apoyado las movilizaciones convocadas ante el Consistorio por parte de la permanente del comité de empresa y la junta de personal.

Los sindicatos quieren hacer visible su postura contraria al sistema de oposición libre "impuesto desde el Área de Recursos Humanos" y, también, en apoyo de los interinos, así como "laborales en fraude de ley" que "se ven directamente afectados por estos procesos", pidiendo procesos "menos lesivos y más justos, como el concurso-oposición o procesos de estabilización y consolidación".

Reacción del PSOE

La portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Córdoba, Isabel Ambrosio, considera que la forma en la que ha entrado María Luisa Gómez Calero como edil "evidencia de manera muy clara el desmoronamiento y la desintegración" de Cs, de modo que "lo que ocurre en otros lugares del territorio nacional ha llegado a la ciudad", al tiempo que ha criticado que "desde el PP, que se ha implicado en primera persona con el alcalde, José María Bellido, se vuelve a optar por una misma solución, recordando bastante a lo de Murcia".

En una rueda de prensa, Ambrosio, quien ha criticado las cuentas "tardías" de PP y Cs para 2021 y ha defendido las enmiendas socialistas, aunque "con poca fe" en que prosperen, ha apuntado que "se ha visto durante estos últimos días cómo en esta remodelación, fruto de la dimisión de Eva Timoteo, no sólo se ha tenido que implicar el grupo Ciudadanos, que le tocaba en primera, sino que se ha visto obligado también a ejercer su condición de alcalde Bellido".

Para ella, es "especialmente grave" que "se negocie con la Delegación de Casco Histórico", porque "es una de las zonas de la ciudad que se ha visto más afectada por la situación de la pandemia" y "donde no se ha hecho absolutamente nada durante estos 21 meses ya de mandato municipal", ha apostillado.

Isabel Ambrosio, portavoz del PSOE y líder de la oposición en Córdoba

Al respecto, ha mencionado que en el pasado mes de septiembre "hubo un compromiso por parte de todos los grupos municipales en el Pleno para dotar de competencias y recursos a esa delegación, que es necesaria", si bien ha lamentado que "en esta ocasión ha sido la moneda de cambio para intentar mantener la imagen de un gobierno fuerte y estable".

Además, ha dicho que "da mucha pena que una de las promesas estrella de la campaña electoral por parte del PP, que era la creación de la Delegación de Casco Histórico, a día de hoy no sólo se ha convertido en un auténtico fantasma, porque no hay nada detrás, sino que se ha convertido en un comodín y en un parche para salvar una situación de debilidad como la que tenía en este momento el gobierno municipal".

Asimismo, Ambrosio considera que el hecho de que Albás  también asuma Igualdad y Participación Ciudadana son "muchas competencias para una sola persona y que son muy importantes", a lo que ha apostillado que "ya se ha visto su capacidad de gestión durante estos dos años, cuando sólo ha tenido el área de Turismo", por lo que cree que "es excesivo". A su juicio, "eso debería ser una reflexión dentro del gobierno municipal".

Miguel Ángel Torrico en el Pleno

La respuesta desde el PP no se ha hecho esperar por voz de Miguel Ángel Torrico, quien ha manifestado su "pesar y sorpresa" por las declaraciones de Ambrosio, que demuestra que está "ocupada en hacer ruido para tapar su investigación judicial". Según ha expuesto en una nota Torrico, "nos sorprende y nos apena la reacción de la portavoz socialista que, lejos de alegrarse por la estabilidad del gobierno municipal y por que se cumpla con el mandato que expresaron los cordobeses en las urnas; están más ocupados en hacer ruido para tapar sus propias incoherencias e irresponsabilidades".

Enfado también desde Vox

de igual modo, la portavoz de Vox, Paula Badanelli, ha avisado al cogobierno local que no cuenten con ellos porque "no todo vale en política", de modo que lo que ha pasado con la incorporación de la nueva concejal de Casco Histórico, María Luisa Gómez Calero, "demuestra que estamos exactamente en la misma situación que en Murcia".

En declaraciones a los periodistas, la edil ha lamentado que "el PP se comporta igual en todos lados", advirtiendo de que "se están comprando voluntades a cambio de cargos y de puestos públicos pagados con dinero público".

Ante ello, ha invitado al alcalde a que "con la misma celeridad y diligencia que ha negociado con Gómez Calero su incorporación de esta manera, negocie con el resto de grupos políticos los presupuestos, porque así con Vox no".

Tras asegurar que están "bastante sorprendidos por el devenir de los acontecimientos", ha cuestionado que "a quién le cabe en la cabeza que una persona que concurre a las elecciones por Cs obtenga una delegación cedida por el PP, porque la ostentaba una concejal popular, y se adscribe a su propio grupo para eludir el cumplimiento de la Ley Antitransfuguismo".

A su juicio, "Bellido se ha pasado directamente por el forro de sus caprichos la ley", de manera que "ha buscado las argucias para no cumplir la ley", por lo que ha tildado la situación de "auténtico escándalo".

Además, ha expuesto que "es una delegación vacía de contenido y presupuesto con la que están tomando el pelo a los cordobeses, a una ciudad Patrimonio de la Humanidad", y en este caso ha lamentado que ya van por "la tercera concejal de Casco Histórico y la tercera concejal de Cultura".

Paula Badanelli en el Pleno

Según ha manifestado, "Bellido utiliza las delegaciones y el dinero público como cromos para garantizar que siguen sumando 14 de 29", aunque ha aclarado que "enfrente estamos 15", de ahí que haya pedido que "expliquen para qué y por qué".

"¡Basta ya, señor Bellido!"

Por otra parte, la portavoz de Vox ha declarado que "este Ayuntamiento es un auténtico polvorín, porque aquí todo el mundo desea el mal del de al lado, se odian la mitad de los concejales". Así, ha apostillado que se cuenta con "el peor gobierno en la peor situación". "!Basta ya, señor Bellido!", ha exclamado.

"Pensábamos que Córdoba estaba al margen de esta situación, pero al final es el mismo PP en toda España, con los mismos incumplimientos y los mismos engaños a los votantes", ha enfatizado Badanelli, remarcando que "Vox no va a participar en esto".

Por tanto, "o el PP cambia de actitud y José María Bellido reconduce esta situación, o con este tipo de prácticas que no cuenten con Vox", ha insistido Badanelli, quien ha defendido que desde su grupo lo hacen "por convicción, por principios", de forma que "no se pueden tolerar este tipo de actitudes absolutamente antidemocráticas".

Que pase al grupo de los no adscritos

En este sentido, la concejal ha subrayado que Gómez Calero tiene que estar en el grupo de no adscritos, "porque ha sido expulsada de Ciudadanos, y como no adscrita no puede ostentar ningún cargo público, que es lo que dice la ley".

Así, ha censurado el hecho de que "ahora el PP le dé una delegación, pero se adscriba a Cs para tener la responsabilidad y cobrar 45.000 euros de dinero público con una delegación sin presupuesto y sin contenido". "Por eso se fue en su día Laura Ruiz, que tuvo dignidad, porque se daba cuenta de que no podía hacer por su ciudad para lo que había venido", ha manifestado.

Paula Badanelli y Rafael Saco, de Vox

De este modo, ha abundado en que "es una delegación cromo que el alcalde utiliza", motivo por el que ha pedido "perdón a los cordobeses por que tengan que estar viendo esto en el peor momento histórico de esta ciudad".

Al respecto, ha dicho que "no se entiende que se dé una delegación más a Cs cuando ya no puede con lo que tiene", puesto que "Albás, que ha demostrado su absoluta incapacidad de gestión en turismo, tiene a día de hoy cuatro delegaciones, pero como Cs no quiere a la nueva concejal, el PP le da una delegación más", ha reprochado.

En definitiva, la edil ha defendido que Gómez Calero tiene que ir al grupo de no adscritos y "si quiere su acta de concejal, que sea coherente", al tiempo que ha recordado que "hay una comisión de investigación abierta donde hay dos concejales del Ayuntamiento y uno de los dos miente, el que se supone que ha prevaricado o la que se supone que acusa falsamente de prevaricación".

"¿A qué estamos jugando?", ha cuestionado la portavoz de Vox, preguntando si la comisión de investigación es "otra tomadura de pelo para nada o de lo que se dirima ahí va a salir otro concejal y otro cambio de cromos".