sábado 25.09.2021
Cordoba Hoy

SANTIAGO MANSILLA. INSTAGRAMER

"Mi consejo para conseguir algo es ir paso a paso, porque todo le llega a quien sabe esperar"

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy
Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy
"Mi consejo para conseguir algo es ir paso a paso, porque todo le llega a quien sabe esperar"

'Si cocino yo, cocinas tú'. Ésta es la premisa con la que 'instagramer' Santiago 'Santi' Mansilla, 'cocinero de casa, no de sala', puso en marcha hace dos años y medio su programa para revolucionar literalmente las redes sociales, hasta el punto de que se le considera todo un 'influencer' de la cocina en Andalucía Occidental.

Lo que comenzó siendo un hobbie para este cordobés de 25 años, a día de hoy ha pasado a ser una parte importante de su vida profesional. Y no le va nada mal. Con sus más de 61.300 seguidores, hay grandes compañías que llaman a su puerta para que muestren en su perfil de Instagram, @santifoods, sus productos, que, por cierto, tienen que ser extremadamente comunes, porque este cocinero sin restaurante sólo manipula ingredientes que se puedan encontrar en cualquier casa y en cualquier momento.

La pandemia, más específicamente el confinamiento, sólo ha arrojado más luz sobre lo que ya llevaba en marcha desde el año 2017 y que comenzó con la sanísima intención de compartir recetas que a diario se le ocurrían en casa y sobre la marcha. Así, tal cual.

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy

Díganos, por favor, cómo comenzó todo esto.

Yo empecé hace dos años y medio, en un un viaje familiar de verano, porque a mí siempre me ha gustado cocinar. Y si bien no ha sido a lo que me quiero dedicar, es verdad que desde siempre yo hacía la comida en casa y también me gustaba el marketing y las redes sociales, así que mi hermana me dijo que me abría un canal de Instagram para que empezara a subir recetas. En un momento empezaron a subir mucho los seguidores, empezaron a conocerme por el boca a boca, por Córdoba y Sevilla, Granada. Pero cuando llegó la pandemia, como todo el mundo estábamos en nuestras casas cocinando y buscando recetas, experimenté un subidón y me siguieron 17.000 personas, unas 700 al día, y desde entonces ha ido subiendo y subiendo, hasta el día de hoy, en que tengo más de 61.300 seguidores. 

"Con la pandemia y el confinamiento experimenté un subidón de seguidores, de 17.000 personas, y a día de hoy tengo más de 61.300"

¿Qué supuso para usted la cocina en tiempos de confinamiento? Porque está claro que para los demás fue una especia de catarsis contra la depresión.

Para mí supuso una desconexión. Fue como un burbuja que, en vez de estar pensando todo el rato que estábamos encerrados, resultó ser mi fórmula para divertirme, haciendo recetas con mi familia, que también sale en los vídeos, con directos en los que contacto con mis seguidores y, así, conocieron más de mí, de mi día a día en casa y haciendo recetas. Por entonces subía hasta tres recetas al día. La verdad es que fue un poco el escape de ese momento.

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy

¿Cómo es el proceso para elaborar los vídeos y con qué periodicidad lo hace?

Yo, para que te hagas una idea, lo que siempre tuve en mente desde que se abrió la cuenta de Instagram es demostrar que se puede cocinar un plato con las cosas que tenemos en casa en la nevera, que no hace falta ir al 'super' todos los días para comprar, y son ingredientes que casi todo el mundo tiene en casa porque están ahí de toda la vida.

Con esos ingredientes me invento una receta diaria. Imagínate, hoy mismo he hecho un 'risotto' de tomate que no es muy típico, pero se me ha ocurrido hacerlo, y tenía arroz, tomate frito, parmesano, champiñones y cebolla, y con eso he hecho el plato. Lo que quiero decir con esto es que en mi día a día no hay nada programado, no hay nada pensado, sino que voy trabajando con lo que se me vaya ocurriendo: Me imagino el 'risotto', instalo mi trípode para grabar y elaboro la receta en ese mismo momento. No las practico previamente, sino que me lo invento sobre la marcha y la hago, y cuando están todos los vídeos los monto en la propia aplicación de Instagram. Todos los días subo un vídeo a las 15.00 horas, justo a la hora en que la gente está cocinando en España, y como desde el primer momento lo hice a esa hora lo sigo haciendo por no cambiar mi forma de trabajar.

"No practico las recetas previamente, sino que me lo invento sobre la marcha y la hago, y cuando están todos los vídeos los monto en la propia aplicación de Instagram"

¿Qué pasa si quiere hacer algo más elaborado o si necesita un ingrediente?

Insisto en que mi forma de trabajar es sobre la marcha. A lo mejor llevo mucho tiempo sin subir postres, que suelen ser más matemática pura y no puedes meter un ingrediente que no exista; en ese caso sí voy a comprar lo que me hace falta y el resto del plato es improvisado. Son ingredientes básicos de los que no puedes decir que no tienes. Lo normal, uno va al 'super' y compra unos calabacines, unos huevos, pasta, y con eso hace una 'carbonara'. Son productos básicos de la nevera.

Una cuestión interesante de todo esto es que ha pasado de ser un hobbie para mí a ser un trabajo. Yo estudié administración de empresas e hice un master en marketing digital. Me formé con gente que se dedicaba a hacer marketing de restaurantes, que era lo que más me gustaba, y mi Instagram ha pasado a ser un trabajo y no una simple afición. Yo colaboro con marcas y ahora tengo ya cerrado un plan de marketing con algunas marcas a nivel anual o trimestral.

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy

¿Qué intenciones tiene de de futuro con su canal? ¿Lo considera su desarrollo profesional definitivo?

Bueno, en mente tengo un par de ideas para poner en marcha: Una es montar un negocio y dedicarme a lo que es el marketing de restaurantes, porque ahora mismo hace mucha falta y en eso tengo más experiencia, porque es lo que he estudiado. Pero también me gustaría tener una empresa especifica dedicada a la cocina. Quiero dejar claro que no me gustaría tener un restaurante, pero sí un negocio relacionado, quizá una especie de 'showcooking', que ahora mismo está muy de moda para la gente joven o parejas.

"Yo colaboro con marcas y ahora tengo ya cerrado un plan de marketing con algunas marcas a nivel anual o trimestral"

¿Le importaría desarrollar algo más esa idea?

Se trata de un 'showcooking' pensado sobre todo para empresas. Es que al estar metido en el mundo empresarial es algo que me gusta mucho. Me encanta la idea de que haya un muy buen ambiente dentro de la empresa y en el trabajo. Así que mi idea principal es que haya un 'showcooking' con empresas y que se vaya cocinando por equipos. Yo voy diciendo una serie de recetas y esos equipos las van escogiendo. De esa forma, los trabajadores se van conociendo y van teniendo relaciones interpersonales con cada uno de ellos.

Eso mismo me gustaría hacerlo también con parejas y con gente joven.

Si le digo la verdad, sé de un proyecto parecido que creo que no llegó a ponerse en marcha y consistía en que cocineros de diferentes tipos de cocina trabajaran en vivo y en directo de cara al público ante un grupo de amigos en plan lúdico que van siguiendo el plato para luego comerlo todos juntos.

Ésa es la idea más o menos. Ahí mezclo las dos cosas que me gustan. Son muchos los que me dicen que monte un restaurante, pero es que no es mi proyecto de vida.

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy

¿Pero quiere ser cocinero?

No a nivel profesional. Me lo piden muchos, pero no. Antes he trabajado en empresas y en restaurantes y no es lo que me gusta. Me llama, y mucho, la parte de disfrute en la cocina y enseñar a otros a disfrutar también de la cocina, pero no el estrés y el sin parar que supone un restaurante.

"Me llama mucho la parte de disfrute en la cocina, pero no el estrés y el sin parar que supone un restaurante"

¿Cuánto tiempo le dedica a esto a día de hoy?

Para que te hagas una idea, yo no desconecto en todo el día. Las 24 horas estoy pendiente de comentarios, suelo responder a todo el mundo por mensaje y contesto a cualquier duda que tengan sobre cantidades o proporciones o ingredientes, porque me gusta mucho siempre ponerme en el lugar del otro y no puedo evitar responderles. Es todo el día.

Pero a la hora de crear contenido, como son las recetas en sí, le dedico el horario de comida, de 13.00 a 15.00 horas. Pero luego estoy todo el día pendiente del teléfono y de comentarios, preguntas y demás.

¿Qué tipos de comentarios recibe? Ha comentado que algunas veces es para especificarles algún detalle que se les ha escapado, pero ¿cuáles son los más comunes?

Pues te dan la enhorabuena cuando hay un plato que les ha encantado o te preguntan dudas de la receta, o ahora que está también muy de moda el cambio un poco de alimentación en plan ¿qué puedo usar en lugar de harina de trigo? Por ahí van los tiros.

Y también, por supuesto, comentarios de 'haters', personas que cuelgan comentarios malos. Los trolls que se llaman. De ésos hay muchísimos.

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy

Pero a ésos poco caso hay que hacerles, ¿no?

Siempre es importante responder, aunque sea a comentarios malos, pero con educación. Lo hacen por aburrimiento, por envidia y otras muchas cuestiones. Pero soy de la opinión de que hay que responder a todo el mundo; para mí eso es vital, dando la cara siempre y, por supuesto, con mucha educación.

"Yo respondo a todo el mundo; incluso a los 'haters', que hay muchos, y siempre lo hago con mucha educación"

Desde hace años existe una preocupación generalizada por la alimentación, por sentirse bien y sanos a través de lo que ingerimos. ¿Es por eso que tienen tanto éxito los canales de cocina como el suyo?

Creo que es superimportante el tema de la alimentación, pero a día de hoy es mucho más fácil acceder a ella. Antiguamente en la familia cocinaban el padre o la madre y ahora son los hijos los que estamos cocinando, porque estamos 24 horas con las redes sociales y como estamos creando tantos perfiles de cocina, a la gente le atrae mucho, van probando y van haciendo recetas, porque tienen muchísima más facilidad de aprender. Antes no teníamos nada tan específico y visual. Había, sí, libros de recetas, pero no perfiles de Instagram. Ese salto a todo mucho más visible y más sencillo que antes, cuando sólo era un libro de toda la vida, donde no se venían los pasos clave como sí se pueden ver en un video, ha supuesto toda una revolución.

Además, con un canal como el suyo, que es muy cercano, se llega más a la gente. ¿Qué perfil de personas es a la que llega usted?

Ha cambiado muchísimo. Al principio comencé con un perfil de gente joven de mi edad, que eran amigos y conocidos. Después subió a un perfil más alto, con madres y padres, que les interesaba la cocina. Y ahora estoy en un perfil de entre 25 a 43 años, que es muy amplio. Pero si quieres que especifique más, me muevo con gente joven, que están viviendo fuera de casa, sobre todo, y parejas de jóvenes casados con hijos y también hay madres a partir de los 40 años.

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy

Está claro que lo suyo surge de una idea inicial que está teniendo éxito y puede llegar a ser incluso su trabajo definitivo. ¿Qué mensaje diría a la gente que como usted quiere empezar algún proyecto para que se lancen a poner en marcha ideas nuevas?

Es algo que tengo muy claro. Hay mucha gente que me pregunta cómo pueden llegar a esto mismo que estoy haciendo. Y la respuesta que doy es que nunca hay que tener prisa para nada. Siempre hay que tener todo muy bien pensado y tener claro que todo le llega a aquél que sabe esperar. En mi caso, nunca me esperé que iba a pasar esto y nunca he tenido prisa por tener más seguidores. Yo he ido creando mi contenido diario todos los días, pero el que sé que está gustando, porque contenido que no gusta lo elimino. Lo primero es conocer a tu público objetivo y crear tu marca con ese público objetivo que te quiere y que sabe que te va a hacer subir.

"Me muevo con gente joven, que viven fuera de casa, parejas de jóvenes casados con hijos y también hay madres a partir de los 40 años"

Se trata de hacer un análisis de las personas que a mí me siguen: así sé cuáles son los videos que tienen éxito y los que no. Los que no tienen exito los quito de enmedio. Mi consejo es ir paso por paso, y que todo le llega a quien sabe esperar; es un hecho real. A mí, al menos, es lo que me ha pasado.

Santiago Mansilla posa para Córdoba Hoy

Comentarios