domingo 05.12.2021
Cordoba Hoy

JOSÉ MARÍA MELLADO. FOTÓGRAFO

"Reivindico el móvil como herramienta para hacer una fotografía que puede estar en una exposición"

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía
José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía
"Reivindico el móvil como herramienta para hacer una fotografía que puede estar en una exposición"

El almeriense José María Mellado dice estar en activo, y lo que es más, dedicándose en los últimos años "a mi fotografía en la vertiente artística", lo que no deja de ser todo un logro en los tiempos que corren. Es uno de los grandes fotógrafos que ha dado Andalucía y está reconocido a nivel nacional e internacional. Su curriculum marea. 

Ha estado participando en mas de un centenar de exposiciones y sus obras están expuestas en los más importantes centros culturales y museos del mundo, como son el caso del Nacional Reina Sofía, el Chazen Museum of Art de Wisconsin, el Centro de arte Contemporáneo de Andalucía, la Colección de Arte Contemporáneo de la Comunidad de Madrid (CA2M), en el Museo de Cáceres, en el Gobierno de Cantabria, la Asamblea de Extremadura, en Artium de Vitoria, en la Fundación Coca-Cola o el Museo de Bellas Artes de Santander, por indicar algunas coloridas pinceladas.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

Además, ha participado casi todos los años y de forma muy regular en las ferias de arte contemporáneo más importantes del mundo, como Art Basel (Suiza), Art Brussels, Arte Lisboa, Photo Miami o ARCO de Madrid. y su obra expuesta en 'Closer' ha servido para inaugurar en estos días el remodelado Teatro Cómico de Córdoba , dentro de la XVII Bienal de Fotografía, como uno de los auténticos platos fuertes de esta edición.

Mellado tiene tiene la suerte de ser profeta en su tierra, porque Andalucía sí reconoce su valía como maestro fotógrafo y él lleva siempre consigo, ahora que está afincado en Madrid, en su corazón su adorado Cabo de Gata. Por cierto, que escribe libros de divulgación para ayudar a otros fotógrafos a que dominen la herramienta y dos de los últimos aluden al uso del móvil como parte del material del fotógrafo, a pesar de que a algunos profesionales les suene a herejía.

José María Mellado conversa con un visitante a su exposición

¿Está en activo?

Sí, claro.

Buenos es que hay fotógrafos y siempre lo serán, pero la actividad está en seguir exponiendo, trabajando y creando.

Sí, por eso. Sigo en activo y, de hecho, desde hace unos pocos años ya me dedico en exclusivo a esto. Yo tengo una formación técnica. He estado trabajando toda mi vida con mi empresa y es el último año donde ya realmente me he permitido dedicarme de lleno a la fotografía.

También escribe libros y ayuda a la gente a ínter ser mejor fotógrafo.

Sí, exactamente. Son libros de técnica, tengo, por supuesto, mis libros de obra donde vienen recogido los proyectos, pero hay una serie de libros de técnica , todos bajo el sello 'Fotografía de alta calidad', con Anaya, y son libros en los que explico las técnicas que yo empleo para sacarle el máximo partido a la cámara, para poder llegar a un resultado óptimo.

"En mis libros explico las técnicas que yo empleo para sacarle el máximo partido a la cámara, para poder llegar a un resultado óptimo"

¿Nunca ha probado la fotografía de prensa de actualidad, como sí hizo Pablo Juliá, por ejemplo?

No. Bueno durante un tiempo hice fotografía de calle. Reportaje de calle. De hecho, hay una foto mía en blanco y negro que está en Vimcorsa y es fotografía de calle. Podría ser lo más parecido a hacer reportaje, ¿no? Pero no. Yo nunca he trabajado por encargo.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

Nunca le llamó ni le picó el gusanillo, entonces.

Nos, digamos que en ese momento hacía fotografía de calle, ¿vale? Y he conocido a muchos periodistas y he formado a muchos fotorreporteros, y es un tipo de fotografía que me fascina, que me encanta pero bueno, no es lo que a mí me llama más la atención.

¿Cómo está la fotografía en la actualidad? Porque parece que se empieza a recuperar para decorar los horneas. Hay ya más imágenes fotográficas que cuadros. ¿Hay un 'boom' fotográfico o algo de eso?

A ver. Justamente acabo de sacar dos libros: Fotografía móvil de alta calidad' para iPhone y para Android, y ahí justamente digo que ahora hay una segunda revolución en la fotografía. La primera fue el digital. Me refiero a una revolución en los últimos tiempos. Primero la aparición de la fotografía digital, lógicamente, que ha revolucionado todo. Y la segunda revolución es el hecho de llevar todo el mundo una cámara en el bolsillo. Es decir, el móvil es una cámara; cuento esto, porque, de alguna forma, tanto esa primera revolución del digital como ahora la del móvil, ayudan a que de alguna forma la gente tenga una cercanía con la fotografía.

"Se hacen miles de fotografías todos los días y por parte de todo el mundo, pero eso no es un peligro para el gremio"

La gente la fotografía es algo que hacen ya todos los días. Todo el mundo hace fotos todos los días, Y eso es fantástico, porque, a diferencia de hay quien piensa que eso es un peligro para el gremio porque ahora todo el mundo hacer fotos, en mi caso, no. En mi caso yo creo que es una manera que tiene la gente de expresarse con la imagen y entonces eso también tiene el efecto de que la gente esté más sensible y más receptiva a la fotografía. Y yo insisto era que eso es fantástico y entonces en su casa quieren una fotografía. Una que les guste, pero la quieren.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

¿Y no corremos el riesgo de ser todo en plan japonés? Es que el exceso de lo bueno también es malo.

Bueno, pero al final se trata de ser selectivo. Yo pienso que el hecho de que haya tanta oferta, tantas posibilidades e incluso tantas imágenes es bueno. Muchas imágenes pasan, las buenas siguen quedando y yo no veo ningún problema en eso. Quizá el hecho del carácter efímero que tiene esta fotografía quizá sea la parte que a mí me disgusta un poco más. Pero también de alguna forma es que esto es así. O sea, ahora la fotografía, sobre todo la que se hace para redes la que se hace como lenguaje de comunicación, es efímera, y hay que asumirlo así.

El ejemplo más claro de eso quizá sea Instagram, que desaparece automáticamente pasado un tiempo.

Exactamente. A mí eso no lo termino de aceptar, no me gusta, pero qué duda cabe que es algo que mucha gente sí lo utiliza y sí hace, ¿por qué no aceptarlo? De todos modos, la fotografía tiene cientos y cientos de usos diferente, y uno de los usos es ése, esa comunicación efímera entre entre personas; perfecto. Yo me centro en el otro uso de las fotografías como una expresión artística y que permanezca. Aunque para eso utilice herramientas modernas. Aquí, en esta exposición hay fotos hechas con móvil. Por ejemplo, la de la playa que se ve sólo el mar está hecha con móvil. Y, además, con un móvil antiguo (se ríe), un iPhone 6 y ahí está. Y nadie se da cuenta de que esa foto es diferente y tiene menos calidad que la que está al lado.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

Bueno hay fotógrafos a los que les molesta que venga alguien con un móvil e intente ponerse al mismo nivel, ¿qué piensa de eso?

Pues mira, lo tengo muy claro. El móvil tiene una ventaja tremenda y es que llevamos una cámara siempre encendida y sin tapa en el bolsillo. Eso le da una fuerza tremenda, una frescura, una inmediatez, que no tenemos con una cámara. Pero, una vez dicho eso, el móvil no sustituye a la cámara.

"El móvil ni sustituye ni es una amenaza para la cámara, pero sí aporta una fuerza tremenda por su frescura y por su inmediatez"

Yo llevo mi móvil y luego tengo una cámara, y tengo también otra más grande, más lenta, pero que me permite otro tipo de reflexividad la hora de hacer la foto. Luego el móvil no sustituye a la cámara. No es una amenaza para la cámara. Sí sustituye, quizá, a la cámara compacta, pero esa ya murió, pero a lo que entendemos más comúnmente por cámara no, porque, primero, una cámara siempre va a tener más margen de calidad, con las lentes de una cámara vamos a tener más posibilidades que con las que llevamos en el móvil, que tenemos una, dos o tres focales y ya está, y no hay más. Es decir que está limitada, pero tiene su uso.

Yo reivindico el poder utilizar el móvil también como una herramienta para hacer una fotografía de calidad, una fotografía que puede estar en una exposición perfectamente.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

En uno de sus libros habla del revelado. ¿Eso existe todavía?

Bueno, a ver, relevado en el sentido de que realmente es una analogía ¿no? Pero sí es cierto que las cámaras, cuando se quiere hacer bien hecho, disparan un formato especial formato Raw, que necesita un tratamiento antes de poder ya editarla. Entonces es con eso con lo que se habla de revelado, de ese primer proceso se hace a la imagen en bruto que captura la cámara.

Pero ya el revelado de una película se acabó, eso sí, ¿no?

El revelado de película sigue como algo alternativo, es como un proceso alternativo que algunos siguen usando, y yo creo que es bellísimo y es fantástico.

 "Tengo el concepto romántico de que una fotografía tiene que ser algo corpóreo; la fotografía vista en pantalla, en vídeo o televisión no es una fotografía"

¿Usted lo usa?

Yo ya no. Yo digo que ya me hinché de metro yendo a la Escuela de Ingeniería, no quiero más metro. Y los químicos, ya me hinché de químicos haciendo blanco y negro y no quiero más químicos; ni verlos, no quiero saber más nada. Pero eso no quita que sea una forma de hacer arte, de expresarte y como tal es fantástica. Ahora bien, a mí no me interesa.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

¿Qué nos queda por ver? Porque, evidentemente, la técnica da pasos adelante. ¿Hacia dónde tiende la técnica en la fotografía?

Yo creo que va un poco hacia una fusión de los medios. Es decir, la fusión de la imagen sobre soporte físico, la imagen sobre el soporte electrónico, la mezcla de imagen y vídeo... Creo que hay cosas muy interesantes que se pueden hacer, pero hay algo que a mí me preocupa y es que se está perdiendo el gusto por una buena copia.

Es decir, pienso que la gente se está acostumbrando demasiado a ver la foto en el móvil. Entonces, para mí, una foto vista, no ya en un móvil, sino en una pantalla, aunque sea estupenda o en una tele, para mí eso no es una fotografía. Es la reproducción electrónica de una fotografía. Para mí, y permíteme que me quede con esa pizca de romanticismo, una fotografía tiene que ser algo corpóreo.

"Tras la revolución del digital, está habiendo una segunda revolución en la fotografía, y es el móvil"

¿Papel?

Papel o no, porque esto (señala a las piezas que hay en la exposición) no es papel. Esto de aquí es aluminio directo, con impresión directa. No hay papel. La grande que preside la exposición, tampoco es papel, es tela. Quiero decir con esto que no es necesario que sea papel, pero sí un soporte físico que, además, le dé la calidad que tiene que tener. Eso se está perdiendo y es una pena.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

Dos cositas más. A nivel andaluz ¿cómo ve el mundo fotográfico?

En Andalucía siempre ha habido mucha actividad fotográfica, hemos tenido excelentes fotógrafos de talla internacional. Ahora estoy participando en una exposición en el Centro Andaluz de la Fotografía, se llama 'Galería de espejos' comisariada por Juan Manuel Bonet, que fue director del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM) y del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía de Madrid, y somos 21 fotógrafos andaluces. Yo creo que estoy entre los más mayores. Hay bastantes jóvenes y son muy buenos. Creo que la fotografía andaluza está muy viva y muy pujante.

En su exposición del Teatro Cómico, hay varias imágenes que dan la sensación de que el fondo está pintado como un cuadro.

Bueno. Eso está bien. Me parece bien.

José María Mellado posa para Córdoba Hoy en su exposición por la Bienal de Fotografía

Si, pero preguntaba por la técnica para conseguir eso.

Simplemente a mí me importa que haya mucha calidad en la imagen y que esté todo enfocado. Es mi forma de hacer. Como, además, si te das cuenta, no hay cristal, eso a mí me ayuda para que el espectador pueda meterse un poco en la foto. De ahí que tenga ese aspecto más como un cuadro muy realista, y a mí eso me gusta. Es decir, ese efecto de que te puedas meter en la foto y poder observarla, me agrada.

¿Es algo que suele hacer siempre?

Digamos que eso surge cuando te preocupa mucho el detalle y cuando la imagen es mate y no tiene brillo, entonces la sensación que te da es mas, pero sí lo busco de forma específica.

Pablo Juliá, comisario de la exposición, y José María Mellado

Comentarios