lunes 12.04.2021
Cordoba Hoy

Optar por la destrucción certificada de documentos, por seguridad y para cumplir la Ley

URNA
Optar por la destrucción certificada de documentos, por seguridad y para cumplir la Ley

La destrucción de archivos confidenciales o con información sensible o personal es una necesidad para muchas empresas. Se trata de una labor que debe estar certificada para evitar que se puedan filtrar datos íntimos, información personal, exámenes médicos o asuntos privados que no conciernen a otros. 

Con la puesta en marcha a todos los niveles de la Ley de Protección de datos y gracias a que existe una mayor conciencia colectiva con este asunto, cada vez se ha visto más la necesidad de gestionar de la forma adecuada la información confidencial. La destrucción de archivos en All Safe Documents brinda a sus clientes la posibilidad de contar con una de las mayores empresas españolas dedicadas a la destrucción certificada de documentación de índole confidencial. El campo de actividad de All Safe Documents nace hace casi 20 años por la necesidad de las grandes empresas y de los hospitales de disponer de un servicio para eliminar el material sensible que fuese totalmente seguro y que estuviese certificado. 

Presente en muchas ciudades españolas 

En la actualidad la empresa ha implementado diferentes protocolos de actuación para garantizar la seguridad de los procesos de destrucción de archivos. Cuenta con instalaciones propias en numerosas ciudades del territorio español, a lo largo y ancho de toda la península y de las Islas Baleares, de forma que pueden dar servicios a empresas que tengan delegaciones en diversos puntos de la geografía española. 

Al igual que los servicios de destrucción certificada en instalaciones propias, en All Safe Documents también brindan a sus clientes la posibilidad de destruir la documentación que se desee en su propio domicilio. Actualmente la empresa trabaja con todos los sectores y tanto con empresas grandes y pequeñas como con particulares. Entre sus clientes se encuentran empresas de consultoría, compañías aéreas, empresas multinacionales, clínicas, hospitales, mutuas y centros médicos, notarios, despachos de abogados, compañías de seguros, centros de educación, así como personas físicas y profesionales liberales. 

Servicios adaptados a las necesidades de los clientes 

Entre los servicios que ofrece All Safe Documents se encuentra la destrucción puntual de archivos y de documentos acumulados. También brindan la posibilidad de contratar la destrucción periódica de documentos, con el suministro de contenedores para la recogida y la destrucción periódica certificada de la documentación que se genera en el día a día. 

Igualmente, se encargan de la destrucción de información contenida en otros soportes o formatos, como tarjetas de crédito, CDs, cintas y discos duros, radiografías, ordenadores, impresoras, material electrónico, RAEE, textil, ropa de trabajo, uniformes, así como otros materiales que se pueden consultar. Asimismo, también realizan la recogida selectiva de residuos de acuerdo con la normativa vigente. 

Todos los servicios cuentan con la confidencialidad y la seguridad necesarias y adaptadas a la normativa. Y ofrecen información y presupuestos a sus clientes sin compromiso. 

¿En qué consiste la destrucción certificada de documentos?

La destrucción de archivos es una opción totalmente lógica si se tiene en cuenta que se tiene costumbre de acumular gran cantidad de documentación. En algún momento hay que deshacerse de toda esa ingente cantidad de información ya sea por falta de espacio, por traslado o por el cierre de la actividad. 

En esos casos, por seguridad para los clientes y también porque se debe cumplir con la Ley de Protección de Datos de Carácter Personal, lo ideal es utilizar el servicio de destrucción certificada de documentos en los que consten datos de carácter personal de cualquier índole. Además, de esta forma se asegura la total destrucción de los documentos y se certifica que ciertamente han sido destruidos. 

Igualmente es una acción que ayuda a preservar el medio ambiente, puesto que los residuos de papel triturado generados se llevan de forma controlada a las plantas de reciclaje, donde se volverán a convertir en papel o cartón. Cada tonelada de papel que se recicla implica la salvación de 15 árboles.

Comentarios