martes 15.06.2021

Conceptos Básicos de las Semillas de Cannabis que Debes Saber

 seeds
seeds
Conceptos Básicos de las Semillas de Cannabis que Debes Saber

Las semillas de marihuana son diminutas y complejas. Para aquellos con poca experiencia en semillas hierbas, pueden dar lugar a muchas preguntas y dudas. Por esa razón, es de importancia que te informes completamente sobre el tema dado a que al tener el conocimiento necesario podrás cultivar sin problema alguno.

Por supuesto, comprar semillas de marihuana no es tan simple como comprar un paquete de semillas de tomate o caléndula. Las semillas de cannabis son más costosas, más difíciles de conseguir y pueden producir plantas masculinas no deseadas cuando llegue el momento de la floración.

No solo eso, las plántulas y plantas de semillas de cannabis de calidad necesitan una atención más diligente para producir un rendimiento óptimo, lo que requiere que el cultivador invierta tanto tiempo como dinero para un cultivo exitoso. Es por esto que se recomienda una selección prudente de semillas de cannabis.

¿Cuál es la diferencia entre las semillas de cannabis masculinas y femeninas?

La planta de marihuana o cannabis es una planta hermafrodita. Esto significa que hay plantas masculinas y femeninas. La planta hembra tiene flores y resina y se utiliza para el cultivo de marihuana. La planta masculina solo produce polen, que no tiene más aplicación.

Una planta masculina puede fertilizar a una planta femenina para que una planta femenina produzca semillas. El resultado de la producción de semillas por la planta hembra es que se pierde energía y esto da como resultado una cosecha menor. Por esta razón, las plantas masculinas no se utilizan ni se eliminan. Por ende, es mínima la cantidad de semillas masculinas que se venden.

Una planta masculina suele ser larga y delgada y, por lo tanto, tiene menos hojas. En el momento en que la planta comienza a florecer, una planta masculina tiene semillas de flores masculinas o 'bolas' de semillas, una hembra nunca las tendrá. Considerando estas características se facilita el reconocimiento de una planta de cannabis macho o hembra.

Almacenamiento de las semillas de cannabis

Si no tienes la intención de utilizar tus semillas de marihuana de inmediato, es importante que las almacenes correctamente. Si no lo haces, perderán su capacidad de germinación y se volverán inutilizables. Por lo tanto, es vital que almacenes las semillas correctamente si tienes en mente cultivar plantas funcionales más adelante.

Debes almacenar las semillas en un lugar que sea fresco y oscuro. Por supuesto, el frigorífico es perfecto para eso. Asegúrate de que se almacenen herméticamente a una temperatura entre 3 y 7 grados centígrados. El énfasis está en la hermeticidad, esto es muy importante.

Eso evitará que la humedad entre en contacto con las semillas de cannabis. Si eso sucediera, la germinabilidad se reduciría rápidamente. Coloca las semillas de marihuana en una bolsa con cierre bien sellada, por ejemplo, para asegurar de que nada pueda alcanzarlas. Si has almacenado tus semillas de manera herméticamente en un lugar oscuro a la temperatura adecuada, entonces pueden mantenerse viables hasta por 10 años.

¿Cómo germinar óptimamente las semillas de cannabis?

La germinación se desarrolla mejor entre algodones húmedos en un ambiente controlado. Si germinas en una placa de Petri con algodones, agua y la temperatura adecuada, germinarás hasta el 90% de las semillas. También puedes encontrar diversos kits de germinación que te harán más sencillo el procedimiento.

Por otra parte, no solo tienes la posibilidad de cultivar las semillas en el exterior de tu hogar dado a que también puedes hacerlo en el interior, si usas lámparas puedes cultivar durante todo el año, ya que tú mismo determinas el clima en la sala de cultivo. La luz es el factor más importante para cultivar marihuana con éxito.

Comentarios