martes 27.07.2021
Cordoba Hoy

Cómo reparar y limpiar una amoladora

amoladora
Cómo reparar y limpiar una amoladora

¿Tu amoladora necesita una reparación o una limpieza? Esta importante herramienta, que sirve para pulir, lijar y cortar, puede averiarse con el uso y el paso del tiempo, o presentar cierta suciedad que puede afectar a su funcionamiento. Un buen trabajo de mantenimiento y algunas técnicas de reparación pueden ser suficientes para que tu amoladora vuelva a la acción.

El correcto mantenimiento de una amoladora

Como sucede con cualquier herramienta automática que funciona de forma mecánica, el adecuado mantenimiento de una amoladora resulta la forma más efectiva para lograr una mayor duración del equipo, además de contribuir a que esta funcione correctamente para cada una de las tareas en las que tengamos que utilizarla.

Las mejores amoladoras, como las que puedes encontrar en amoladorasworld.com, no tienen grandes detalles en su mecánica, por lo que mantenerlas correctamente puede ser la mejor forma de contar con dicha herramienta por mucho tiempo.

Desde el primer momento en el que adquirimos una amoladora, existen algunos aspectos que debemos tener en cuenta para poder utilizarla correctamente, y de esta forma, garantizar una mayor duración de la misma.

No importa si es la primera vez que utilizamos una máquina de este tipo o ya somos expertos en amoladoras, siempre es conveniente leer las instrucciones de uso para conocer todas las indicaciones que pueden llevar a una buena utilización.

Para evitar todo tipo de accidentes que puedan deteriorar la máquina, la zona de trabajo donde la utilicemos debe estar ordenada y limpia. Por otra parte, es importante que la conexión de la herramienta a la electricidad sea segura, así que debes verificar que la toma de corriente y el cable del equipo se encuentren en las mejores condiciones posibles.

Si nuestra amoladora experimenta una rotura, seguramente nos encontremos frente a un problema en el motor del equipo, ya que no existen muchas especificaciones mecánicas para transmitir la fuerza desde el motor hacia el disco.

El funcionamiento de una amoladora es bastante sencillo, ya que cuenta con un engranaje que convierte su ángulo de giro. Cuando encendemos nuestra amoladora, esta tiene casi el mismo consumo de energía constante y la velocidad de giro no varía, por lo que la máquina no es sometida a un sobre esfuerzo y funciona sin problemas.

La potencia del motor de nuestra amoladora se pone a prueba cuando comenzamos a trabajar, es decir, cuando entra en carga y comienza a realizar un mayor esfuerzo, que implica también un mayor consumo de electricidad.

Si el motor de la máquina no cuenta con la potencia necesaria, es muy probable que el esfuerzo para realizar las tareas termine averiando el motor. En ese caso, un técnico especializado podrá ver si existe algún tipo de solución.

Lo más recomendable a la hora de adquirir una amoladora, es que esta sea de alta potencia, es decir, que cuente con la cantidad de vatios en su motor para responder a todo tipo de esfuerzos en nuestros trabajos.

Limpieza de una amoladora

Nuestras máquinas requieren de una constante limpieza para evitar obstrucciones que puedan resultar en una avería, y una amoladora no es la excepción.

Lo primero que debes tener en cuenta, es que la acumulación de polvo en la zona de ventilación puede derivar en inconvenientes eléctricos del equipo. Los fabricantes saben que se trata de una máquina expuesta al polvo, y por eso muestran una gran resistencia, pero nunca estará de más una buena limpieza para un mejor funcionamiento.

Otra de las partes de la amoladora que debe estar limpia, es el disco, ya que este debe estar libre de todos los restos de material de cada uno de los trabajos, para que cada vez que realicemos una nueva tarea se encuentre en perfectas condiciones.

No existe un tiempo estimado para realizar una limpieza, ya que esto dependerá del uso que le des a la amoladora. No olvides realizar todas las tareas de mantenimiento, limpieza y reparación de tu amoladora, para que puedas disfrutar de su potencia y funcionalidad durante mucho más tiempo. 

Comentarios