LA CIUDAD

La defensa de la Infancia, centro del Día de la Banderita de Cruz Roja

La institución humanitaria Cruz Roja espera superar este jueves los 6.700 euros recaudados el año pasado por el Día de la Banderita en Córdoba, en esta ocasión para la infancia, según ha expresado la presidenta provincial de la entidad, Cándida Ruiz, junto a la alcaldesa de Córdoba, Isabel Ambrosio; el subdelegado del Gobierno, Juan José Primo Jurado, y la delegada del Gobierno andaluz en Córdoba, Rafi Crespín.

En declaraciones a los periodistas en la mesa instalada por la Cruz Roja en el Bulevar de Gran Capitán, Ruiz ha manifestado que este año se destina la recaudación íntegra para la infancia y ha asegurado que "va a ser un éxito", porque "supone ayudar a las familias", después de que "son muchas las actividades que se hacen con la infancia, desde ayuda escolar a campamentos de verano", entre otras.

Al respecto, ha pedido a la ciudadanía que "sea consciente un año más, porque Córdoba es una ciudad muy solidaria y todo lo que se recaude va para los niños y para hacer una sociedad más justa", de ahí que haya animado a "colaborar a cada uno en la medida de las posibilidades".

Mientras, la presidenta provincial de Cruz Roja ha indicado que "las familias siguen teniendo mucha necesidad y a través de la ayuda a la infancia se da uno cuenta de las realidades de las familias y que todavía hay mucha necesidad en las familias en Córdoba", por lo que considera que "es una obligación de todos contribuir a que estas desigualdades cada vez sea menores y los niños disfruten y sean felices".

Por su parte, la alcaldesa ha resaltado "la importancia" de este día con el fin de "recaudar fondos para las actividades que se hacen, en este caso para los más pequeños", al tiempo que "demuestran todos los días del año la capacidad que tiene Cruz Roja para estar muy cerca de la gente que lo necesita". En este sentido, ha mostrado el apoyo a la entidad, a la vez que ha elogiado que "Córdoba es una ciudad generosa, solidaria y que en momentos del individualismo como los que se viven estos días es capaz también de ponerse en la piel de quien peor lo pasa y mostrar su apoyo y reconocimiento".

Por tanto, ha aseverado que está "convencida" de que "la cifra de recaudación del año pasado se va a superar, porque la gente de Córdoba sabe muy bien que en momentos complicados éste hay que estar un poco más cerca de los que más lo necesitan, y si los que más lo necesitan además son los más pequeños, todavía con más cariño y apoyo", ha apuntado Ambrosio.

Igualmente, la delegada del Gobierno andaluz ha respaldado la gestión de Cruz Roja y ha agradecido "la labor qué hacen con los menores, pero también con todos los ciudadanos y ciudadanas que puedan estar pasando por una situación difícil". Según ha subrayado, "todos los niños y las niñas merecen jugar, pero los mayores, las organizaciones y las administraciones tenemos la obligación de que con la infancia no se juegue".

Asimismo, ha animado a "seguir trabajando como lo hace Cruz Roja, de la manera más normalizada posible para que los niños y las niñas tengan los recursos necesarios y el derecho a ser felices, a jugar y a disfrutar de una infancia buena en su entorno y en su comunidad", al tiempo que ha citado "el esfuerzo que hace la administración con los programas de comedores escolares o programas que gestionan los trabajados sociales".

Además, el subdelegado del Gobierno ha destacado "el continuo apoyo del Ejecutivo central a Cruz Roja, una institución con más de 150 años de historia, que siempre ha estado para ayudar a los más débiles", a la vez que ha valorado "las subvenciones aportadas a Cruz Roja por el 0,7% y las ayudas de alimentos para repartir", entre otras. De igual modo, ha defendido que "el día de la Cruz Roja es todos los días, porque está en la calle todos los días, las dependencias de Cruz Roja están abiertas todos los días y lo que se hace en el Día de la Banderita es hacer suya cada uno la Cruz Roja", así como "el lema de la infancia está en juego".