Sábado 15.12.2018
Cordoba Hoy

YACIMIENTO ARQUEOLÓGICO

Más de 5.000 personas han visitado Torreparedones durante 2018

El conjunto, ubicado en Baena, se puede visitar todos los días de la semana, excepto los martes, en horario de 10,00 a 14,00 horas

Yacimiento arqueológico de Torreparedones
Yacimiento arqueológico de Torreparedones
Más de 5.000 personas han visitado Torreparedones durante 2018

El Ayuntamiento de Baena ha señalado este viernes que el Parque Arqueológico de Torreparedones ha recibido a más de 5.000 visitantes en lo que va de año y que estas cifras "prueban el interés creciente de muchas personas interesadas en la Arqueología y la Historia", además de distintas asociaciones, colectivos y centros educativos que pasan por la localidad para conocer el yacimiento.

Según ha indicado el Ayuntamiento, ejemplo de ello es la reciente visita del CEIP San Francisco Solano de Montoro (Córdoba), en la que más de 80 escolares de Primaria, acompañados por varios profesores, visitaron los enclaves más destacados de Torreparedones, entre ellos el arqueódromo infantil, un espacio que permite a los más pequeños conocer de forma práctica los conceptos elementales de las excavaciones arqueológicas.

Situado a pocos kilómetros de la Cueva del Yeso, el Parque Arqueológico de Torreparedones se puede visitar todos los días de la semana --excepto los martes-- en horario de 10,00 a 14,00 horas. Las visitas guiadas y de grupo se pueden concertar en la Oficina de Turismo del Ayuntamiento de Baena en el teléfono 957 671 757.

Tras el inicio de la visita en el centro de recepción de visitantes, ubicado junto a la necrópolis oriental y el arqueódromo, el visitante se adentra en el recinto amurallado hasta alcanzar la Puerta Oriental, una muralla construida en torno al año 600 antes de Cristo. Desde allí, puede dirigirse al castillo medieval --la atalaya de la campiña cordobesa-- y al Foro, el centro neurálgico de la ciudad romana, con la basílica, la curia, la edícula de la concordia, el pórtico norte, el templo y el mercado.

Al sur se encuentra el santuario íbero --del siglo II a.C-- pasando por la casa del panadero, una domus romana de 700 metros cuadradas. El visitante tampoco puede dejar de ver la ermita de las vírgenes Nunilo y Alodia y las termas orientales, con sus tres estancias principales muy bien conservadas: el caldarium, el tepidarium y el frigidarium, según la temperatura del agua.

Las excavaciones arqueológicas realizadas durante los últimos años gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Baena y la Universidad de Córdoba (UCO) demuestran que Torreparedones fue ocupado al menos desde el cuarto milenio antes de Cristo hasta el siglo XVI. Visitar Torreparedones es dar "un paseo de 5.000 años de historia" por las épocas ibérica, romana y medieval.

Mejora de Itinerarios

Por otra parte, el Ayuntamiento de Baena ha destinado un total de 225.000 euros del Profea a la mejora de los itinerarios turísticos de Torreparedones. Según la memoria técnica del Área de Urbanismo, el Consistorio generará un total de 1.725 jornales, entre ellos 1.380 de peones.

El principal objetivo de estas obras es reparar y hacer más cómodo el actual itinerario turístico mediante la reconstrucción de las cunetas y la ejecución de taludes de piedra que garanticen su estabilidad.

También se realizarán nuevos caminos para vehículos que permitan acceder a los elementos más significativos del Parque Arqueológico, como el Castillo Medieval, ubicado en la zona más elevada del yacimiento, así como trabajos para mejorar el drenaje y la evacuación y canalizaciones de las aguas pluviales en distintos puntos del recorrido, especialmente al norte del Foro romano.

Reparación del muro de contención 

Esta intervención en Torreparedones se completará con la reparación del muro de contención del centro de recepción de visitantes; la eliminación del vallado metálico que separa los términos municipales de Baena y Castro del Río en la zona más próxima al castillo, junto a la mejora del acceso al interior del patio de armas mediante una escalinata de madera y la colocación de una nueva pérgola de madera que sirva a los visitantes como punto de descanso en el recorrido.

Para el alcalde de Baena, Jesús Rojano, estas labores para hacer más cómodo el itinerario interior del recinto amurallado eran necesarias porque "el yacimiento es cada vez más conocido y seguimos incrementando el número de visitas año tras año".

Comentarios