• Lunes, 20 de Febrero de 2017

DISTRITO NORTE-SIERRA

Unieléctrica abre al público su nueva sede nacional con más de 60 trabajadores

Está ubicado en la Avenida de El Brillante, tras haber culminado una profunda reforma que convirtió un antiguo inmueble de los años 40 en uno de los pocos edificios inteligentes y energéticamente eficientes de la ciudad

Sede de Unieléctrica en la Avenida de El Brillante
Sede de Unieléctrica en la Avenida de El Brillante

Más de 60 trabajadores de la comercializadora de energías renovables Unieléctrica, con capital cordobés, ha comenzado este lunes a operar desde su nueva sede nacional, en la Avenida del Brillante de Córdoba, tras haber culminado una profunda reforma que ha convertido un antiguo inmueble de los años 40 en uno de los pocos edificios inteligentes y energéticamente eficientes de la ciudad.

Según ha indicado la compañía en una nota, tras la complejidad propia del traslado, que se ha realizado sin dejar en ningún momento de atender a los 17.500 clientes (en general autónomos y pymes) de la comercializadora en toda España, la nueva sede alberga los servicios comerciales, administrativos, técnicos y de dirección, distribuidos anteriormente en varios locales de la ciudad. En total, más de 60 de trabajadores de la plantilla que disfrutarán de unas instalaciones remodeladas por el reconocido arquitecto Fernando Cantarero.

Con una inversión de un millón de euros en la adaptación del edificio, el inmueble, que integra elementos antiguos como parte de la solería hidráulica original, cuenta con un aparcamiento, amplias oficinas distribuidas en dos plantas, zonas de esparcimiento y cafetería y una terraza mirador para actos y encuentros, además de servicios como un punto de recarga gratuito para coches eléctricos con energía cien por cien renovable, como la que vende la comercializadora.

Material en blanco y negro

La fachada se compone de placas de material blanco y negro, que con el discurrir del sol a lo largo del día va cambiando el aspecto del inmueble, rodea la antigua estructura y es uno de los factores que más contribuyen a su aislamiento, a la eficiencia energética de la construcción y a la innovadora estética de la obra.

La comercializadora de energías renovables quiere ir "más allá de los beneficios laborales, de gestión, coordinación, económicos y de la comodidad que aportará para trabajadores y clientes la ubicación en un mismo centro de todos sus servicios" ya que "se trata de una apuesta también por la sociedad", según ha resumido el director gerente de Unieléctrica, Diego Montes.

Así, la sede nacional de la comercializadora "se va a abrir a toda la sociedad española en general y, particularmente, a los vecinos de la ciudad de Córdoba" mediante un programa de actividades culturales y sociales y ofreciendo sus instalaciones para eventos determinados de relevancia ciudadana, ha anunciado el director gerente.

Cabe recordar que la reforma del inmueble, cuyos trabajos comenzaron en septiembre del año pasado, ha supuesto un "importante esfuerzo" de la empresa, cuya principal clientela se encuentra en Madrid, Córdoba, Levante, Barcelona y Santander, entre otras provincias y comunidades autónomas.
"Esta sede es parte de nuestra aportación, de nuestro granito de arena por la sociedad", ha explicado Diego Montes, quien ha considerado que se trata de "un ejemplo más de la singular forma de trabajar y de relacionarse con los ciudadanos que tiene la firma".

A cargo de Fernando Javier Cantarero

La adaptación es obra de Fernando Javier Cantarero Ramírez, un joven arquitecto pero con una dilatada experiencia en el ejercicio profesional y más de 650 proyectos desarrollados, buena parte en Córdoba y provincia, abarcando, además del ámbito residencial, otros de uso administrativo, sanitario, educativo o turístico.

Unieléctrica nació hace 40 meses con un grupo de socios con una larga experiencia en campos tecnológicos y que inicialmente aportaron capital propio (posteriormente sus cifras le ha proporcionado un firme respaldo financiero) todo ello a raíz del proceso de liberalización del mercado de la comercialización de energía que, aunque empezó en 1997, no ha despegado verdaderamente hasta hace pocos años de manos de un selecto grupo entre las 300 firmas autorizadas en España.
En estos poco más de tres años, Unieléctrica es ya la dcimocuarta comercializadora de España y la primera de su sector en Andalucía con sede en la propia comunidad autónoma, según recoge el Anuario de Andalucía Económica por su facturación el año pasado de 84 millones de euros.

Entre las claves de este ascenso, según Diego Montes, está "optimizar los recursos y cuidar mucho la cartera de clientes", atendiéndose siempre directamente y de forma personalizada a los mismos, tanto a la hora de contratar como posteriormente, y sin "marearles durante horas a teléfono".

El consumo de energías renovables tiene también otra ventaja para los clientes: un plus de prestigio y de responsabilidad social, además de poder verse primados a la hora de participar en concursos de la Administración. Este efecto es aún mayor en negocios de hostelería (muy buenos clientes de Unieléctica), ya que el uso de energías totalmente renovables en un establecimiento de cara al público tiene un efecto directo en su imagen.