• Martes, 23 de Mayo de 2017

DISTRITO NORTE-SIERRA

De nuevo un militar de Cerro Muriano salva la vida a un ciudadano herido

Un joven epiléptico de 25 años cayó en la calle y se golpeo la cabeza contra el bordillo con espasmos y se estaba asfixiando hasta que el sargento primero Cano le pudo sacar la lengua no sin dificultades

La ambulancia del 112 en el lugar del accidente en la Avenida de Los Almogávares
La ambulancia del 112 en el lugar del accidente en la Avenida de Los Almogávares

De nuevo un militar de Cerro Muriano ha vuelto a salvar la vida a un ciudadano. En esta ocasión ha sido esta misma tarde, en la Avenida de Los Almogávares, del Distrito Norte-Sierra de la capital cordobesa, cuando el sargento primero Cano se encontraba realizando unas gestiones y se topó con un joven de unos 25 años que estaba en el suelo de la calle con la cabeza sangrando tras haberse golpeado contra el bordillo de la acera y con espasmos. Ocurrió sobre las 18.30 horas.

"Nadie le estaba ayudando, así que me acerqué a él y le coloqué en la postura de seguridad para evitar que se tragara la lengua", ha explicado el sargento primero a Córdoba Hoy. Pero el joven ya se estaba ahogando y poniéndose azul por la falta de oxígeno. Mientras tanto, numerosos curiosos se aproximaron a la escena por curiosidad y algunos con afán de colaborar aconsejando que se le sacara la lengua al accidentado, que seguía sangrando.

Entre tanto, la esposa del militar logró contactar por teléfono con el Servicio de Coordinación de Emergencias 112 e informó de lo que estaba pasando. Así, le preguntaron si su marido era sanitario, a lo que ella contestó que era militar y que tenía nociones de primeros auxilios.

ambulancia almogavares

Precisamente, el sargento primero Cano trató de abrirle la boca al accidentado, pero le resultó imposible en primera instancia. "Pedí a los que estaban a mi alrededor si tenían un trapo o algo que me ayudara a abrirle la mandíbula, que la tenía fuertemente apretada, y finalmente me dieron un papel que me sirvió bien y le pude sacar la lengua", añade. Fue entonces cuando el joven recuperó la respiración, después de soltar un líquido oscuro, y lo pudieron incorporar para sentarse, mientras recuperaba el color.

No obstante, el accidentado se puso a gritar y a patalear, hasta que el militar logró calmarlo a base de preguntas básicas del estilo de que repitiera su nombre o cuál era su equipo de fútbol favorito. "Al final se tranquilizó y me dijo que quería cerrar los ojos, pero le obligué a seguir hablando conmigo hasta que llegó la ambulancia", ha continuado relatando.

Finalmente, según han señalado los compañeros de trabajo del accidentado, los servicios sanitarios se encargaron del herido, que resultó estar afectado de epilepsia, y que finalmente ha tenido que ser trasladado al Hospital Universitario Reina Sofía para mantenerlo en observación por el golpe recibido en la cabeza.

Se trata de la quinta ocasión que un militar de la base cordobesa salva la vida a otros ciudadanos desde que este periódico está en funcionamiento. Así, en septiembre de 2016, un cabo de la Brigada de Infantería Mecanizada (Brimz) 'Guzmán el Bueno' X evitó que un jugador de fútbol se asfixiara tras un lance de juego, durante el desarrollo de un partido de fútbol amistoso en Villa del Río en el que el militar actuaba como árbitro. El 13 de junio de ese mismo año, el soldado Ángel David Muñoz Rubio, destinado en el Grupo Logístico de la BRIMZ X, salvó al conductor de un autobús de Aucorsa, mientras que el 10 de abril del pasado año se dio a conocer que dos sargentos del Regimiento La Reina Nº 2 salvaron la vida a un ciclista atropellado por un vehículo. De igual modo, el 11 de marzo del pasado año, la cabo  María Trinidad Ruizde la Compañía de Sanidad del Grupo Logístico de la BRIMZ X, con base en Cerro Muriano, salvó la vida a un  hombre de mediana edad que sufrió una insuficiencia respiratoria con parada cardiorrespiratoria en Villaviciosa de Córdoba.