jueves 22.10.2020
Cordoba Hoy

Tres grandes obras que no salen adelante

El PP dice que no se sabe nada del Convento de Regina, Templo Romano, ni de la Torre de la Inquisición

El Ayuntamiento de Córdoba “está incumpliendo,  el Plan Turístico de Grandes Ciudades”, según ha aclarado el viceportavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento de Córdoba, Salvador Fuentes

Convento Regina
Convento Regina
El PP dice que no se sabe nada del Convento de Regina, Templo Romano, ni de la Torre de la Inquisición

El Ayuntamiento de Córdoba “está incumpliendo el Plan Turístico de Grandes Ciudades”, según ha aclarado el viceportavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento de Córdoba, Salvador Fuentes. Este plan se planteó en un periodo de 2014 a 2015 con un presupuesto de 5 millones de euros -3 que procedían de la Junta de Andalucía, y 2 del Ayuntamiento de la ciudad- y aglutinaba los proyectos del Convento de Regina, la Torre de la Inquisición y el Templo Romano.

“A día de hoy no hay absolutamente nada, esto es un fiasco”, ha aseverado Fuentes, sólo la primera fase del Templo Romano. Y es que según el viceportavoz popular, el 17 de marzo del 2017 el máximo responsable del área de Turismo en el Consistorio cordobés, Pedro García, afirmaba que “con el Convento Regina no hay prórroga ni penalti”. Sin embargo, ha lamentado Salvador Fuentes, “a día de hoy no se ha hecho nada”.

En concreto, el 2 se septiembre del 2017 salen a licitación dos obras: la del Convento de Regina –por seis meses con un presupuesto de 712.000 euros- y la del Templo Romano –por cinco meses-. El 16 de marzo del 2018, finalmente y tras solucionar los problemas de paralización del proyecto por parte de la intervención, se adjudica al Convento Regina la empresa Construcciones y Desarrollo Tudmir SL , para su rehabilitación, por una cuantía de 562.400 euros, prevista en el concurso, y que supuso un ahorro de más de 149.000 euros, además de la inclusión del 1,5 por ciento cultural, procedente del Gobierno de España.

El 18 de mayo del 2018 esta empresa adjudicataria estudia rescindir el contrato, pocos días después de que fuese adjudicada, “lamentando que no se hubiera dado el permiso a la obra y culpando al gobierno local”. Con esto, “a día de hoy no se sabe si se va a dar un nuevo proceso de adjudicación nueva, ni si se va a adjudicar a la segunda oferta”, ha lamentado Fuentes.

Por otro lado, al Templo Romano le queda la fase de la obra civil, que esté habilitado para su visita y la Torre de lnquisición, “tampoco se ha avanzado nada”. Tres años después, “no hay obras nuevas, ni grandes noticias para la inversión de estos 5 millones de euros”, ha lamentado Fuentes.

Comentarios