jueves 02.07.2020
Cordoba Hoy

SINDICATOS

CCOO y UGT destacan la bajada del desempleo en 2.139 personas gracias a los ERTE

Los sindicatos dejan claro que las administraciones tienen que evitar que se creen bolsas de pobreza más grandes de las que ya había
CCOO y UGT destacan la bajada del desempleo en 2.139 personas gracias a los ERTE

Los sindicatos CCOO y UGT de Córdoba han coincidido este martes en destacar que el descenso del desempleo registrado en la provincia en 2.139 personas este pasado mes de mayo se debe a "la ampliación de los ERTE", demostrándose que que "las medidas laborales impuestas para proteger los puestos de trabajo están dando sus frutos".

Así, el secretario de Empleo de CCOO de Córdoba, Manuel Merino, ha explicado en una nota que los datos del paro de mayo "demuestran que ampliar la aplicación de los ERTE ha sido positivo para el mantenimiento del empleo", siendo también "una señal positiva" que "las primeras fases de desescalada hayan tenido una buena respuesta en cuanto al paro se refiere".

De hecho, Merino espera que en los próximos meses, "la culminación de numerosos ERTE, así como la aplicación de los planes de choque de la Diputación de Córdoba y el Ayuntamiento de Córdoba", ambos rubricados por CCOO y UGT y la patronal cordobesa CECO, "tengan un efecto positivo sobre el empleo y se continúe por la senda de la recuperación, aunque sabemos que los meses estivales tradicionalmente son malos para el empleo en Córdoba".

La "satisfacción" de Merino por la bajada del paro "se ve empañada por la situación de la mujer", pues, "como ya pasó en la crisis iniciada en 2008, la mujer está siendo expulsada del mercado de trabajo y es el grupo de población que más está sufriendo los efectos de la crisis económica derivada de la pandemia", pues, de las 85.843 personas desempleadas en la provincia, 48.832 son mujeres, es decir, el 56,88 por ciento.

También preocupa al sindicalista de CCOO que la mitad de los contratos realizados durante el pasado mes, 17.482 de 28.476, "se hayan llevado a cabo en el sector agrícola que, sin embargo, no es el en el que más bajó el desempleo, sino que lo fue la construcción, con 1.173 personas paradas menos".

Merino ha señalado que "el campo es uno de los pilares económicos de la provincia, pero también es uno de los sectores más precarizados y nos preocupa que sea el que está absorbiendo, una vez más, a los desempleados que se generan en otros sectores, porque el campo tiene una capacidad limitada de empleo y una excesiva demanda puede tentar a algunos empresarios a abusar de la necesidad de trabajar de muchas personas".

Por su parte, el secretario de Formación y Empleo de UGT Córdoba, Manuel Torralba, ha asegurado que la bajada del desempleo en la provincia "es un síntoma de que las medidas laborales impuestas para proteger los puestos de trabajo están dando sus frutos", de modo que "la desescalada está propiciando la reactivación, aún muy lenta, del empleo en todos los sectores económicos, que han bajado sus cifras de parados".

Gracias a ello, según ha subrayado, mayo ha terminado con 2.139 desempleados menos con respecto al mes anterior en la provincia, pero este pasado mes, según ha lamentado el sindicalista de UGT, tambien "acabó con 17.880 parados más" que en el mismo mes del año anterior, "por lo que se vislumbra un duro camino hasta la recuperación total del empleo".

Por este motivo, desde UGT se insiste en que los ERTE "deben prolongarse y renovarse las veces que haga falta en las actividades que no puedan recuperarse hasta la llamada nueva normalidad, porque se demuestra con los datos de hoy que la actividad económica se recupera a base de que las personas tengan recursos económicos para reactivar el consumo interno".

Por ello, "todas las administraciones tienen que arrimar el hombro para que no se creen bolsas de pobreza más grandes que las que ya teníamos", pues en la provincia cordobesa, según ha recordado Torralba, "antes de la crisis sanitaria había un 30 por ciento de personas en riesgo de pobreza, y que bastantes de ellas tenían contratos indefinidos, los llamados trabajadores pobres" y, en consecuencia "ahora le toca a la clase empresarial y a las administraciones estar a la altura".

Comentarios