Viernes 14.12.2018

POL VAQUERO, BAILARÍN INTERNACIONAL

"El Flamenco es la mejor 'Marca España' que a día de hoy pueda existir"

Pol Vaquero posa para Córdoba Hoy en la Posada de El Potro FOTOS: ROLDÁN SERRANO
Pol Vaquero posa para Córdoba Hoy en la Posada de El Potro FOTOS: ROLDÁN SERRANO
"El Flamenco es la mejor 'Marca España' que a día de hoy pueda existir"

'Arde Madrid' y lo que anoche 'ardió' también fue la Plaza de El Potro en los pies del bailarín cordobés más internacional que interpreta al 'Pescaílla' en la popular serie de Paco León. Pol Vaquero (Córdoba, 1980), el cordobés que participó en el videoclip del mítico tema de Alejandro Sanz 'Corazón Partío', después de pisar escenarios de todo el mundo como primer bailarín de montajes de otros internacionales como Antonio Canales, ha bailado por primera vez en solitario en su ciudad natal, de la que "se lo llevaron" con tan sólo 16 añitos, porque su talento auguraba historia de la danza en España.

"Yo soy más cordobés que el Bocadi", cuenta con la misma simpatía que timidez el bailaor, que no quiere reconocer la "cosilla" de "no ser profeta en su tierra", pero que se siente "muy emocionado en poder bailar en mi ciudad, que me pueda ver mi familia, mis amigos". Aquellos que tuvo que dejar "cuando mis padres me firmaron una autorización" para poder marcharse a volar tan alto como ya está cuando dejó el Conservatorio Superior de Danza de Córdoba.

Pol Vaquero 6

Junto a la también cordobesa Lorena Flanco, anoche Pol fue el protagonista de la celebración del Flamenco, Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, en lugar que es el súmmum de este género musical que por fin tendrá una calle en la capital cordobesa, frente a la sede de la Posada de El Potro, el Centro Flamenco Fosforito de Córdoba, donde las figuras de este arte, sus palos, instrumentos e historia está recogida en salas con audiovisuales interactivos.

Una disciplina que, sin embargo, para Pol, fuera de la técnica, trabajo y método "es un sentimiento", "un fuego que te invade" y que arde en taconeos, movimientos elegantes de manos o cabeza, en una expresión de sentimiento que invadió al  público anoche en El Potro.

Que nadie piense que no quiero venir a mi ciudad, ¡si soy más cordobés que el 'Bocadi'!

Más de cinco años sin bailar en Córdoba y la primera vez en solitario. ¿Qué le pasa a la ciudad con el talento de la tierra?

Eso me pregunto yo. Quiero entender que las compañías en las que he trabajado, en el Ballet Nacional, con Antonio Canales, quizá hayan sido montajes que no se han podido asumir. ¡Pero que no se piense que yo no quiero venir a mi ciudad! ¡Si soy más cordobés que el 'Bocadi'!

Pol Vaquero 7

Formado con Javier Latorre, no llegó a acabar el Conservatorio.

Estando en un curso en Sevilla con Antonio Canales, le pidió una autorización a mis padres para poder llevarme a Madrid. "Que me llevo al niño", le dijo al maestro Javier Latorre, y con 16 años recién cumplidos me fui con él. 

¿Qué supuso Javier Latorre en su primera etapa?

En aquella época, en el Conservatorio nos formaba, sobre todo, en clásico español, y fue el maestro Javier Latorre el que me ayudó con mi inquietud que iba más allá de las clases. Es un maestro que mira mucho la disciplina por encima de todo, es muy meticuloso con la técnica, no es un baile tan racial, de corte más clásico, muy elegante.

Él me enseñó cómo taconear, técnicamente me aportó muchísimo.

Pasé de actuaciones de fin de curso en el Conservatorio a viajar por todo el mundo con Antonio Canales

¿Cómo vive un joven de 16 años de aquella época el salto de su barrio en Córdoba a la compañía de Antonio Canales?

Yo no sabía lo que era nada cuando llegué a Madrid. Profesionalmente no había hecho más que las actuaciones de fin de curso en el Conservatorio y, de repente, me vi viajando por todo el mundo con Antonio Canales en los mejores teatros y festivales de todo el mundo.

Pol Vaquero 4

¿Demasiado para una edad en la que se era un niño?

Pero es que en mi época yo tenía que pedir permiso para preguntar en una clase, el respeto que teníamos hacia cualquier persona mayor que nosotros era tremendo. Además, es que yo he visto desde pequeño a Antonio Canales en televisión, aprendía de él en las cintas de vídeo que yo mismo grababa en sistema VHS en casa.

El Flamenco es un arte muy racial que se vive de manera muy especial en el Sur, por el clima, por el ambiente

Justo ahora que se ha celebrado el Día del Flamenco, los medios han recogido un estudio que sitúa el origen del arte en Cataluña. Usted que ha pisado escenarios de todo el mundo, ¿lo ve como un arte arraigado a un país o como una expresión artística internacional?

El Flamenco es una fusión de artes, músicas, ritmos. En él hay sabores y ritmos árabes, hindúes, es un arte muy racial que no sé por qué, pero se vive y se respira de manera muy especial en el Sur, por el clima, por el ambiente.

Pero el Flamenco es del pueblo. Es cierto en que en Andalucía hay un talento particular, aunque Carmen Amaya era de Barcelona, por ejemplo.

Pol Vaquero 11

¿Es más respetado el Flamenco fuera de nuestras fronteras?

Es cierto que en escenarios internacionales el Flamenco es muy respetado. Piensa que en Andalucía este género forma parte de nuestra vida, de nuestro ADN, en verbenas, en el coche para ir al trabajo, en festivales. También se traduce ese valor en las cuestiones administrativas, laborales.

¿Cuesta pagar por el arte flamenco en Andalucía?

En un tablao no se sube un aficionado o un grupo de amigos, se suben profesionales, músicos, bailaores que se dedican a ese arte, es su trabajo. Cuesta verlo, pagar por el arte. Cuando el flamenco es la mejor 'Marca España' que pueda existir a día de hoy.

Pol Vaquero