lunes 21.09.2020
Cordoba Hoy

EDUCACIÓN

Alas Circo Teatro: cuando las clases se dan en el aire

La asociación Alas Circo Teatro, compañía y a la vez escuela, cuenta con más de 200 socios de todas las edades dispuestos a aprender circo contemporáneo
Alas Circo Teatro: cuando las clases se dan en el aire

Es un día importante para los pre-bichaquillos (alumnos pre-adolescentes). Deberán escoger un elemento. Trapecio, telas aéreas o acrobacias de suelo. Eso no significa que dejen de hacer la parte no escogida, pero sí que se especializarán. Quién quiera trapecio que se coloque en un sitio. Quien escoja telas aquí. Los de acrobacias en el suelo allá. Más o menos las cosa está muy repartida. De pronto aparece algo inesperado. ¿Alguien quiere aparatos raros? Y aquello descuadra ya todo. Nadie se resiste a algo llamado aparato raro.

Estamos en la sede del la asociación Alas Teatro Circo, en Cañada de las Mestas nº 15. Una escuela donde no se ve a niños absortos y aburridos en los pupitres, sino a pequeños hombres y mujeres araña trepando, dando volteretas y haciendo todo tipo de piruetas imposibles, habitantes del aire desde tempranas edades. Nunca hubo tanta distancia entre el aprendizaje y el suelo. Colchonetas por todos lados, camas elásticas, aparatos para practicar el equilibrio y los comentados trapecios y telas. 

Alas Circo Teatro

"A partir de los cuatro años empezamos con circocomotricidad, después a 'iniciación al circo', más tarde tenemos 'cirquitos 1' y 'cirquitos 2' y luego a pre-bichaquillos, que tienen un perfil más aéreo, quien prefiere el suelo pasa a acrobacias deportivas o se van a parkour, también estás los adolescentes, que son los 'bichaquillos'", explica una de las responsables de Alas Circo Teatro, María Jesús Buffa. 

Junto a su compañero, Juan Manuel Sánchez, recalaron en Córdoba como compañía hace unos años, en el 2011. Necesitaban un local y escogieron por sus características la nave en la que trabajan. Pero claro, sobraba mucho espacio. Y ahí surge la idea de ser compañía y a la vez escuela junto a la insistencia de algunas niñas que ya habían tenido alguna lección. La parte de escuela no se ciñe a los niños, también dan clases a adultos.

Su concepto de circo se aleja del tradicional que todos imaginamos, el de carpa y domador, para acercarse más al ámbito deportivo o bien a los nuevos lenguajes artísticos sobre el escenario. Tiene en estos momentos más de 200 socios que reciben sus enseñanzas.

Pre-bichaquil@s en acción

En el caso de los  pre-bichaquillos pasamos lista. Son: León, Candela, Amanda,María, Julia, Claudia, Silvia, Diego, Eva, Ainhoa, Blanca, Alma, Aitana, Ana, Marta, Gemma, Carla, Alejandra, Javier  y Noe. Dos de las alumnas eran nuevas y se les de la bienvenida en una charla donde se presentan antes del calentamiento, indispensable para evitar lesiones o dolores. Además de los responsables de la escuela está, Deninson, el profesor de acrobacias y dos alumnos de la FP de Educación Física, Sergi y Marina.

Alas Circo Teatro 4

Durante hora y media los jóvenes irán mostrando las técnicas aprendidas en una especie de divertido examen que ha de mostrar si conocen ciertos aspectos indispensables de cada elemento. Tras unas cortinas, no nos olvidamos de ellos, están esos aparatos raros. Tras nombres como 'libélula', 'estrella' o 'pirámide'  se esconden artefactos de hierro sobre todo dirigidos a trabajos colectivos a modo de trapecio, donde varias personas pueden hacer piruetas en el aire a la vez con coreografías en equipo. María Jesús Buffa nos muestra la dureza del metal y nos advierte que igualmente el trapecio sería capaz de hacer bastante daño en las piernas o barriga a una persona no acostumbrada, de ahí la importancia del proceso de aprendizaje. "Se le coge cariño y eleva la tolerancia al dolor", bromea esta profesora y artista.

Estos extraños se irán desvelendo poco a poco durante los siguientes meses para alegría de los jóvenes, que tendrán a su vez que aguzar sus habilidades de trabajo grupal. Unos dependerán de los otros.

Alas Circo Teatro 3

Alas Circo Teatro está tratando de romper con ciertas inercias. Y es que las niñas suelen tender a los elementos aéreos y los niños a las acrobacias de suelo. La asociación trata que se distribuyan estos papeles. "Un chico puede estar perfectamente en una tela y una chica haciendo un salto mortal en el suelo, sencillamente uno tendrá que trabajar más la flexibilidad y otro la potencia de piernas" detalla Buffa.

Alas Circo Teatro tela

Circo Contemporáneo

Tras unos años de declive el circo ha resurgido con otro espíritu. Alas Circo Teatro de hecho realiza más de 50 funciones anuales. Este año han recibido el premio 'Paca' por su labor de apoyo al circo. Este galardón lo conceden los profesionales agrupados en la Asociación de Circo de Andalucía. "El circo está cada vez más asociado a las artes escénicas, cada vez más cerca del teatro y la danza".

Alas Circo Teatro organizaba el Festival de Circo en Familia. Se trataba de una serie de galas para todos los públicos en el Gran Teatro. Y es que el circo ha sido uno de los damnificados principales en las ayudas municipales. También el Festival de Circo Contemporáneo. Aunque el festival no se haga por falta de estas ayudas, sí que se mantienen las galas en el Gran Teatro a modo de esperadísimas funciones de fin de curso.

El gusanillo

¿Hay ya desde tan jóvenes alguna joven promesa? Juan Manuel y María Jesús señalan a dos alumnos. "Esos tienen el gusanillo". Nos referimos a aquellos que no sólo tendrán el circo como divertimento o deporte, sino a futuros trabajadores, algo que sin duda decidirá el tiempo y la dedicación. De momento hay que dejar claro, y así lo hacen los responsables de Alas Circo Teatro, que aquí no hay competición. "No nos interesa formar artistas, además de los conocimientos físicos y sus hábitos saludables, nos interesa mucho más el aprendizaje emocional que a través del circo podemos transmitir, que se dediquen a lo que sea el día de mañana, que sean matemáticos, físicos, doctoresy bomberos, en el circo trabajamos desde la empatía, la autosuperación y desde nuestras palabras más importantes: tú sí puedes, que les servirán no solo para las acrobacias, esas son las que nos interesan que les sirva para la vida".

Esto se nota desde la entrada de los niños a clase. "¿Podemos entrar ya?", indicaron con premura los primeros que llegaron cuando todavía no era la hora. Jamás se vio eso en matemáticas o lengua.

Comentarios