Martes 19.06.2018

EL TURISMO DE DESPEDIDAS DE SOLTEROS TRAE DE CABEZA A LOS VECINOS DE LA JUDERÍA

El Casco Histórico se ha convertido en el 'Magaluf cordobés'

Los vecinos de la zona de La Medina se quejan de los orines, los vasos en los portales, y el "mal comportamiento del turista de despedida de solteros"

Contenedor de la zona de La Medina
Contenedor de la zona de La Medina
El Casco Histórico se ha convertido en el 'Magaluf cordobés'

Es habitual leer en la prensa y ver en los informativos cómo los turistas que visitan nuestro país, en muchas ocasiones, no respetan las normas cívicas de comportamiento mínimas que no interfieran el estado de vida habitual de las personas que habitan en esta zona. Ejemplos claro de este tipo de noticias son Magaluf, en las islas mallorquinas; o el barrio gótico, de Barcelona, sin embargo no podemos este problema está más cerca de lo que muchos pueden pensar. Al menos así lo ha asegurado Lourdes Martínez, presidenta de la Asociación de Vecinos de La Medina. 

Desde esta asociación llevan varios años quejándose de que la zona de la Judería "se ha convertido en un verdadero Magaluf cordobés". No es que estén en contra de que haya vida en el barrio y de que los locales de ocio de esta zona tengan actividad, sin embargo, exigen que los propietarios ejerzan un mayor control sobre los clientes. "Si bien es cierto que se suele respetar el horario del cierre de las terrazas, la gente sale a la calle a fumar y, en consecuencia, siguen bebiendo fuera del local y haciendo ruido que luego molesta a los vecinos". 

El ruido no es la única queja de los residentes de esta zona. "También nos encontramos todas las mañanas de viernes, sábados y domingos orines y basura en nuestros propios portales", ha declarado Martínez. Por si fuera poco, en más de una ocasión, "hemos tenido que expulsar de nuestros portales a parejas que estaban practicando una actividad que no muy adecuada para estos espacios", ha querido dejar entrever la presidenta de la asociación de vecinos de La Medina. 

Los vecinos se han quejado, sobre todo, del turismo de despedida de solteros que, en realidad, "no vienen a ver la ciudad, sino a bebérsela", ha lamentado Martínez. Desde la asociación están a favor de que crezca el turismo, pero un turismo "responsable, que quiera a la ciudad y que sepa valorarla sin necesidad de destrozarla”. 

Esta información, por otro lado, no casa con el informe elaborado por el Ayuntamiento de Córdoba que clasifica como las zonas con mayor impacto auditivo al Centro de la capital cordobesa y La Axerquía, y no ha tenido en cuenta la zona de la Medina, que, según Lourdes Martínez, "se ha establecido como la principal zona de ocio de la ciudad". De hecho, los vecinos de La Axerquía inciden en que en sus barrios "sólo hay quejas por excesivo ruido en momentos concretos como en Patios, Cruces de Mayo o Semana” y que el resto del año es "una balsa de aceite".