jueves 22.10.2020
Cultura

Balidos, cencerros y cagarrutas: 2.000 ovejas pasan por Córdoba en su camino trashumante

Un rastro de excrementos, el sonido de los cencerros y los constantes balidos delatan la presencia de una estampa que se lleva a cabo en Córdoba varias veces al año. Este mismo paso tuvo lugar en julio y se reproduce ahora en otoño. 2.000 ovejas de la ganadería Las Albaidas, y alguna que otra cabra, han pasado por la capital camino de Sierra Morena en un paso trashumante que remite a otras épocas.

Si en verano se dirigían hacia la zona de Belalcázar, en esta ocasión toca la vuelta. Debido a la afluencia de turistas por el puente de la Hispanidad y el paso de las ovejas por el entorno de la Calahorra, el camino trashumante se ha convertido en todo un acontecimiento. Posteriormente han seguido hacia el Arenal y de ahí al camino de las Lonjas, donde está el Mercacórdoba, para  salir de la ciudad.

Varios ganaderos ataviados con mascarillas y miembros de la policía local se han asegurado de que el trayecto transcurriese con normalidad, pues además de la zona turística hoy era día de mercadillo en el Arenal, así que espectadores no han faltado. Las ovejas han tenido su día de gloria. 

La trashumancia permite a estos ganaderos incluso lleva a la mitad el coste de cada oveja. Sería mucho más caro para ellos permanecer en la finca original. Además durante los meses de verano estos rebaños, debido a que se alimentan de los pastos, sirven para evitar incendios. También previenen la erosión de los suelos.

 

Texto: Alfredo Martín-Gorriz

Balidos, cencerros y cagarrutas: 2.000 ovejas pasan por Córdoba en su camino trashumante